Víctor “Balboa” Fatecha, por el gran asalto

Víctor Abel Fatecha (25) será el único representante paraguayo que competirá en el Mundial de Atletismo, que se disputará en Moscú, Rusia, entre el 10 y 18 de agosto próximo. Tras conquistar el Sudamericano de Mayores en Cartagena, Colombia, el atleta apunta su jabalina al continente europeo. Además, abre las puertas de su casa para enseñar su método de entrenamiento casero.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/SSOSPFLBS5A27JYCF5JGE4KUQQ.jpg

Las películas del boxeador Rocky Balboa, protagonizadas por el actor Sylvester Stallone, y rodadas en Filadelfia, Estados Unidos, plasman la vida de un deportista con gran proyección, pero de escasos recursos económicos.

Métodos de entrenamientos poco convencionales guiados por Micky Goldmill, y la voluntad de su amigo, Paulie Pennino, en permitirle usar los ganchos de carne como bolsas de box, dan al “semental italiano” las herramientas necesarias para su “gran asalto”; pelea por el título mundial de peso completo ante el campeón Apollo Creed.

A las afueras de Caacupé, Paraguay, en situaciones similares pero en la vida real, el protagonista de esta peculiar historia es el jabalinista Víctor Abel Fatecha, quien nos comenta sobre sus sistemas artesanales de entrenamiento.

PUBLICIDAD

“Ante la necesidad de entrenar, recurro a las tacuaras, hachas, ruedas de goma, balas hechas por un herrero, piedras, y una piscina vacía”, comenta el atleta.

Fatecha asegura que el palo de la tacuara tiene aproximadamente un kilo, por lo que en la competencia, la jabalina de 800 gramos “parece una pluma”.

Con respecto a los demás utensilios, manifiesta que los utiliza para perfeccionar la técnica, y adquirir mayor potencia a la hora de hacer sus lanzamientos.

PUBLICIDAD

Los videos de sus procedimientos, pueden observarse en la página digital de ABC Color, www.abc.com.py, en el artículo que lleva el título de cabecera.

Al consultarle sobre la efectividad de dicho sistema de práctica, afirmó que ya cosechó sus primeros frutos, que fue la medalla de oro en el Sudamericano de Mayores, disputado en Cartagena, Colombia, y clasificación al Mundial de Atletismo, que se disputará en Moscú, Rusia, entre el 10 y 18 de agosto.

“Para el Suda en Colombia entrené muy duro con esto que ves. Yo confiaba que podía, y se logró por un excelente margen”.

Sobre sus expectativa de la competencia en territorio europeo, reconoció que tiene pocas posibilidades de medallar, pero que está en condiciones de llegar a la final.

Con respecto a sus objetivos a largo plazo, señaló que la mirada está puesta los Juegos Olímpicos de Río 2016, lograr una alguna presea, y finalizar su carrera entre los diez mejores lanzadores del mundo, para luego volcarse a los estudios.

A pesar de estar atravesando ahora por un buen momento deportivo, Fatecha tuvo sus momentos flojos a raíz de una lesión. Debido a sus paupérrimos rendimientos, Víctor se ganó el mote haragán, y de no entrenar con la seriedad debida.

“Tengo un frase: ‘el árbol que da frutos, siempre será apedreado’. No quiero ser soberbio, pero siempre cuando salgo a competir traigo alguna medallita, subo al podio. Pero sin dar nombres, en la pista hay gente mala. El tema del bajón que tuve fue por una lesión. Me hice los estudios que me diagnosticaron discopatía L4 y L5”, aseveró.

Fatecha aprovechó la oportunidad para agradecer a su familia y el entrenador Plinio Penzzi por el apoyo incondicional.

Además, valoró el respaldo económico que le brinda la presidenta del atletismo, Myrta Doldán, que a pesar de ser atleta becado por la Secretaría Nacional de Deportes (SND), no recibe su aporte de G. 3.000.000, hace tres meses.

 

julio.bonnin@abc.com.py

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD