Cierran ruta para exigir que se concrete obra vial

Aproximadamente 500 personas se manifestaron ayer y bloquearon la Ruta 3, General Elizardo Aquino, a la altura del Km. 67, zona de Arroyos y Esteros, hartos de las mentiras y promesas incumplidas del MOPC, según dijeron.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/RZR2OQ66IBCGJNWQTSV7Q7ZFX4.jpg

ARROYOS Y ESTEROS, Cordillera (Desiré Cabrera, de nuestra redacción regional). Arroyenses y primereños se quejan de la actitud del MOPC para con ellos, teniendo en cuenta que llevan diez años esperando que culminen las obras de pavimentación tipo empedrado y asfaltado de un tramo de 23 kilómetros que une Arroyos y Esteros con Primero de Marzo.

La Prof. Rossy Villamayor, de la compañía Urundey y una de las líderes de la protesta, expresó que ayer esperaban que técnicos del MOPC den la cara, pero no lo hicieron. Añadió que la medida de fuerza continuará por tiempo indefinido y que cerrarán la ruta cada vez por mayor tiempo, para que sus reclamos sean oídos. La manifestación continuará hoy y cuenta con el apoyo de las autoridades locales y departamentales.

El referido contrato vial data de junio de 2009 y era para una pavimentación tipo empedrado, a cargo de la empresa Alfa & Omega. Luego esta firma cedió el derecho a la empresa B & B, ambas compañías pertenecientes a Enrique Barrail, que siguió con los trabajos, pero en forma muy deficiente. El contrato representaba una inversión de G. 20.000 millones, de los cuales se llegaron a cobrar más de G. 17.000 millones, pero solo se empedró un tramo de 10 Km, de los cuales seis se encuentran semidestruidos.

PUBLICIDAD

En el 2016 se realizó una gran manifestación, al igual que ayer, y en ese entonces les prometieron que los trabajos estarían terminados en 30 meses, incluyendo el asfaltado del camino.

Ahora, desde el MOPC informaron que la firma B & B se retiró de la obra por la imposibilidad de cumplir con las reparaciones de los tramos que estaban destruidos y renuncia al cobro de los fondos de reparo, que apenas asciende a unos G. 1.000 millones.

Asimismo, dicen que solo se aguarda un informe técnico final para realizar otro llamado a licitación. Sin embargo, los pobladores de la zona, en su mayoría agricultores y cañicultores que requieren un camino de todo tiempo para sacar su producción a los centros de comercialización, ya no creen en las promesas del MOPC y exigen ver de inmediato documentos que avalen la posibilidad de comenzar la obra en menos de un mes.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD