Sugieren crear mercado regional para la energía

El problema de Paraguay es que no tiene muchas facilidades de vender sus recursos; entonces, va a ser mucho mejor incluso para la región, al tener un mercado más integrado, afirma el doctor Ashley Brown, director ejecutivo del Grupo de Política de Electricidad de Harvard. También abogó por la incorporación de Chile y Bolivia.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/ZOBEAMLAQNFIFHNIZXZDRR7OSM.jpg

El Mercosur debería abrirse a la integración energética, puesto que, actualmente, es un mercado restrictivo; y, en el caso de Paraguay, tiene la mala suerte de contar como vecinos a dos gigantes, Brasil y Argentina, que poseen cautiva su energía, expresó Ashley Brown, director ejecutivo del Grupo de Política de Electricidad de Harvard (HEPG) y miembro de la Escuela de Gobierno John F. Kennedy School of Government de la Universidad de Harvard.

El especialista participó como expositor principal en el II Simposio Internacional de Ingeniería organizado la semana pasada por la Universidad del Norte (UniNorte). “Lo importante es la creación de un mercado regional integrado, para lo cual es fundamental que el Mercosur funcione como un estado regional. Paraguay debería aprovechar sus activos de energía y no ser cautivo de sus dos vecinos más grandes”, señaló el experto.

El profesor Brown indicó que el problema actual es que no hay un mercado regional. “Existen contratos entre Paraguay y Argentina, Paraguay y Brasil, etc. Esta modalidad de contratos es de mercados bien primitivos, no permiten mucha flexibilidad, y entonces, creo que es mucho mejor tener un mercado libre para intercambiar energía, vender, comprar y tener así más posibilidades. Por ejemplo, ahora tienen un acuerdo con Brasil sobre Itaipú y otro con Argentina sobre Yacyretá, y según estos (tratados) la mitad de la energía es de cada país; sin embargo, estos son restringidos”, insistió.

Explicó que para un mercado es muy importante tener capacidad de vender la energía en tiempo real, pero ahora en nuestra región eso casi no existe, puesto que se tienen contratos de largo plazo y con precios de hace 30 años, que son bien diferentes de los que tienen ahora.

“Precisan mucha más flexibilidad, y esto no puede ser posible sin un mercado. Se requiere un mercado con reglas en común, con regulación común y, dentro de este, se pueden tener los contratos para el comercio de la energía eléctrica”, indicó.

Acotó que lo ideal sería apuntar a mercados como Chile y Uruguay, que ya mostraron interés en la energía paraguaya, pero para ello también se debería convencer a las comercializadoras de los países vecinos. Tal vez como estrategia, el Gobierno debería tratar directamente con ellas para que estas, a su vez, intercedan en sus gobiernos para lograr las autorizaciones.

Consideró que “es muy importante para el Mercosur y también para otras naciones como Chile y Bolivia participar de estos mercados, para la diversificación de los recursos y también para el Paraguay, porque tiene mucha hidroenergía; también Argentina tiene mucho gas y Brasil hidrocarburos, por lo que pueden tener un mercado muy rico y diverso, con muchas posibilidades. El problema de Paraguay es que no tiene mucha facilidad de vender sus recursos; entonces, creo que será mucho mejor para la región del Mercosur también tener un mercado más integrado”, apuntó el catedrático de Harvard.

Renegociar Itaipú

En cuanto a los aspectos que debería tener en cuenta Paraguay a la hora de renegociar el Tratado de Itaipú en 2023 con Brasil, Brown advirtió que no será fácil, puesto que ambos países tienen diferentes necesidades y, por tanto, también otros intereses para la negociación. “El Tratado vence en 2023, pero creo que Brasil tiene otra idea sobre esto. Cuando hablo de mercado regional, es una cosa totalmente independiente de este tratado. Sin este mercado regional Paraguay no tiene muchas facilidades, no posee mucha capacidad de utilizar esta energía; entonces, todo lo que no usa tiene que darle a Brasil. Tal vez para Paraguay sea mejor tener la posibilidad de vender en otros mercados; así tampoco Brasil tendrá obligación de comprar de Paraguay. Entonces, creo que cada país puede tener más facilidades; y lo mismo con Argentina”, dijo. Asimismo, consideró necesario crear una comercializadora paraguaya que opere en el mercado brasileño para facilitar este desarrollo. “Eso es algo inevitable, porque cuando existen consumidores industriales, que utilizan mucha energía eléctrica, tienen más necesidad de comprar energía o intercambiarla. Eso existe mucho ahora en Brasil, y se denominan consumidores libres, porque ellos mismos procuran la energía y Paraguay podría directamente contactar con ellos”, aconsejó.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.