Construcción de Sagrada Familia acabará en 2026

BARCELONA (EFE). La Sagrada Familia de Barcelona, el proyecto más emblemático de Antoni Gaudí, estará por fin acabado en 2026, un siglo después de la muerte del arquitecto, que se hizo cargo en 1883 de una obra que cambió por completo y a la que dedicó, de forma exclusiva, los últimos doce años de su vida.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/722KR42XGNFY7NYB5RRLV35EXY.jpg

El arquitecto, director de la Sagrada Familia, Jordi Faulí, explicó ayer que las obras del edificio tienen actualmente un presupuesto de unos 25 millones de euros (28,3 millones de dólares) y en 2016 empezará la construcción de la parte superior de las torres centrales, es decir, las de Jesucristo, María y los cuatro evangelistas.

“Esas torres centrales solo serán visibles desde el exterior a partir de 2017, y se acabarán del todo en 2020, faltando aún los pináculos que coronarán las estructuras”, precisó Faulí.

La construcción de estas estructuras se realizará con una técnica nunca antes usada a una escala tan grande, consistente en ir montando “poco a poco” paneles de piedra con hierros pretensados en su interior para conseguir “un conjunto resistente y de una sola pieza, que aguante bien el viento”, explicó el arquitecto.

PUBLICIDAD

La torre de Jesucristo será la más grande de las centrales ya que tendrá, una vez puesto el pináculo en forma de estrella de cuatro puntas, una altura de 172,5 metros, lo que respeta el deseo de Gaudí de que su obra nunca superase los casi 180 metros de la montaña de Montjuic. Las otras cinco estructuras alcanzarán los 135 metros, complementando así el total de 18 torres.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD