Buscado por crimen de Lindstron denuncia montaje

Carmelo Recalde Pérez, de 41 años, uno de los seis procesados por el asesinato de Luis Lindstron, dijo ayer ser inocente y que permanece en su casa.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/JZAVEJXKXJH5PADNYMVIDA5R44.jpg

Aseguró que su involucramiento y el de sus vecinos del asentamiento Tacuatí Poty forma parte de un montaje de la fiscalía.

Carmelo Recalde Pérez habló ayer con nuestro diario desde su casa de la Calle 1 del asentamiento Tacuatí Poty, distrito de Tacuatí, departamento de San Pedro.

El agricultor dijo que en ningún momento cambió su rutina diaria y que siempre estuvo en su vivienda.
También añadió que no sabía que tenía orden de captura y que se enteró a través de la prensa de que lo involucraron en el asesinato del exintendente local Luis Alberto Lindstron Picco.

PUBLICIDAD

Asimismo, alegó ser inocente y dijo desconocer por qué lo implicaron en el homicidio, atribuido a una célula del EPP que opera en el citado asentamiento.

“No sé por qué me acusan. No sé de dónde pudo haber salido esta acusación tan grave. Yo soy un agricultor, tengo ocho hijos y trabajo a diario solo para sacar adelante a mi familia”, declaró en guaraní Recalde.

También añadió: “Yo pienso que todo esto se trata de un montaje de la fiscalía. Ellos quieren justificarse y entonces nos utilizan a los pobres trabajadores para presentarnos ante la sociedad como delincuentes”.

PUBLICIDAD

Carmelo Recalde Pérez recordó que su casa ya había sido allanada el 6 de junio pasado durante más de cuatro horas y que los investigadores no hallaron indicios que lo conectaran con el suceso.

“Esto que están haciendo con nosotros nos marcará de por vida. El compañero Ireneo Vallejos, por ejemplo, tiene cinco hijos que están abandonados desde que le llevaron preso. Hasta ahora no sabemos qué pruebas tienen contra nosotros y tampoco nos dicen nada. Yo personalmente estoy en mi casa, esperándolos y si no vienen a buscarme voy a ponerme a disposición de la justicia, porque no tengo nada que temer”, manifestó.

Por otro lado, Carmelo Recalde Pérez aclaró que no milita en la Coordinadora Campesina “Dr. José Gaspar Rodríguez de Francia”, considerada el ala política del EPP y cuyo líder, Damacio Miranda Medina (26), también tiene orden de captura por el crimen de Lindstron.

“Yo no conozco esa organización. Nunca milité con ellos. Es importante también que la prensa aclare estos puntos, así como ya nos mancharon con otras publicaciones”, se quejó.

Por último, el campesino reiteró que no tiene problemas en someterse a la justicia, pero pidió un trato justo y que se castigue a los verdaderos responsables. Exigió que no se usen chivos expiatorios para aclarar definitivamente el sonado caso.

Además de Carmelo Recalde Pérez y Damacio Miranda Medina, hay otras dos personas aún prófugas en la causa, que son Pedro Pablo Balbuena Romero (21) y Juan Ramón Cardozo Bazán (25).

Este último es hermano de Gustavo Ramón Cardozo Bazán (28), uno de los presuntos autores materiales del atentado y quien ya se encuentra recluido en la cárcel de San Pedro, al igual que su vecino Ireneo Ramón Vallejo Rojas (43).

Todos fueron involucrados en el hecho por una fuente de la fiscalía, que ya declaró formalmente.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD