La fiscalía investiga a Villalba por enriquecimiento y lavado de dinero

Una nueva investigación, esta vez por enriquecimiento ilícito y lavado de dinero, se abrió ayer al fiscal Rubén Villalba, por disposición de la fiscalía general del Estado. La fiscala Victoria Acuña fue asignada para el caso. Paralelamente, el juez Alcides Corbeta procesó por coima a Villalba mientras que este funcionario presentó renuncia a su cargo.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/GSZHI6IEP5CERM727PIZJPHJXM.jpg

Cargando...

El fiscal adjunto de Delitos Económicos y Anticorrupción Federico Espinoza, en representación de la Fiscalía General, firmó la resolución.

Espinoza refiere que en la investigación a Villalba se han llevado a cabo diferentes allanamientos, entre ellos, al despacho a cargo del referido fiscal.

Trae a colación el acta de procedimiento de fecha 29 de agosto de 2014, sobre el cateo a la oficina de Villalba ubicada en la sede 1 (nuestra Señora de la Asunción y Herrera) que menciona en una parte: “...Seguidamente se ingresa al despacho fiscal en el cual se incautan las siguientes documentaciones: 1 bibliorato azul en el cual se encuentra la declaración jurada del agente fiscal Rubén Villalba”.

La resolución de Espinoza se enfoca hacia el valor del rodado que tenía el fiscal imputado.

“Asimismo, menciona el acta de procedimiento, la incautación de un contrato privado de compraventa de fecha 12 de mayo del 2012, celebrada entre el señor Néstor Ariel Palma, en carácter de vendedor y el Señor Rubén Villalba, como comprador, de un vehículo de marca BMW, Modelo 730d, año 2010 chasis Nº WBAKM2109ACY73427, matrícula Nº BDS 064, estableciendo como precio de venta US$ 110.000”, dice la resolución.

Añade: “Así, se advierte a raíz de las documentaciones incautadas, declaración de bienes y rentas y contratos de compraventas de vehículos, en los allanamientos realizadas por los agentes fiscales asignados en la causa en cuestión –hechos– que podrían encuadrarse en la Ley 2523/2004 ‘que previene, tipifica y sanciona el enriquecimiento ilícito en la función pública y el tráfico de influencias’, así como en lo establecido en el Código Penal artículo 196, Capítulo V, hechos punibles contra la restitución de bienes, y ameritarían por tanto la intervención del Ministerio Público”.

El referido allanamiento al que alude Espinoza fue realizado por las fiscalas Acuña y Yolanda Portillo, en forma simultánea con el operativo encubierto en el que cayó Villalba con G. 43.500.000, en el estacionamiento del Club Internacional de Tenis, procedimiento a cargo de los fiscales René Fernández y Luis Piñánez y otro cateo a cargo de los fiscales Liliana Alcaraz y Aldo Cantero en la playa de venta Palma Automotores, de donde Villalba adquirió el BMW.

Del despacho de Villalba las fiscalas se incautaron de una copia simple de su declaración jurada en la que manifiesta que posee un patrimonio neto de G. 14.000 millones.

Puntualiza que mil millones de guaraníes tiene depositados en tres bancos de plaza.

Precisamente, el pasado jueves la fiscala Acuña pidió a la Contraloría General de la República informes sobre todas las declaraciones juradas presentadas por Villalba, quien renunció al cargo.

Igual queda procesado

El fiscal Rubén Villalba presentó renuncia a su cargo.

Sin embargo, seguirá a cargo de la justicia porque el juez Alcides Corbeta lo procesó ayer por el delito de cohecho pasivo agravado.

Corbeta citó a Villalba para el próximo viernes, a las 8:00.

Luego resolverá si le otorga medidas sustitutivas como pide la fiscalía.

Enlance copiado
Content ...
Cargando...Cargando ...