Policías “gatillo fácil” hieren a niñas durante persecución en Caacupemí

Dos niñas, de 8 y 11 años, respectivamente, resultaron baleadas durante una persecución efectuada ayer por agentes de Investigaciones de Central al transporte escolar en que iban, en la compañía Caacupemí de Areguá. Dos uniformados están arrestados y el comandante de la Policía, Crio. Gral. Walter Vázquez, admitió que hubo negligencia.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/EXUVCQU6URBKXJ6YGVE7YHKTNA.jpg

El lamentable operativo sucedió a las 18:00 de ayer en la calle Sauce y Cañada del B° Cañada, de la compañía Caacupemí de Areguá. Resultaron víctimas D.S.T. N. (8) y D.L.O. (11).

La más pequeña fue impactada por proyectiles en ambas piernas y en un antebrazo, mientras que la otra sufrió un refilón en un codo, según las fuentes policiales. Ellas viajaban a bordo de una furgoneta Toyota Noah gris, guiada por Norma Beatriz Velázquez Valdez, mayor de edad.

El informe policial refiere que agentes de Investigaciones de la Policía de Central que estaban en un automóvil Toyota Auris gris plateado año 2007 y chapa FAG 662, observaron una supuesta actitud sospechosa en el movimiento del vehículo en que eran transportadas las escolares, por lo que trataron de verificarlo.

PUBLICIDAD

Sin embargo, la conductora no detuvo la marcha y los investigadores fueron tras el vehículo disparando contra las ruedas. Al parecer, ninguno de los intervinientes se percató de que se trataba de un transporte escolar y que en su interior, además de la chofer, había dos niñas, que resultaron baleadas.

En la menor de ocho años impactaron tres balas, y tuvo que se trasladada hasta el Hospital del IPS en Luque, de donde fue derivada al Hospital Central de la previsional, en Asunción. Allí quedó internada en la sala de Reanimación de Urgencias Pediátricas, bajo observación médica.

La otra niña solo fue rozada en su codo por un proyectil, y fue dada de alta al instante, tras ser atendida.

La Policía informó sobre el apresamiento de dos agentes de Investigaciones de la Policía de Central como presuntos involucrados en el incidentado procedimiento.

Se trata del oficial inspector Néstor Gerardo Vázquez Guerrero (33) y del suboficial 2° Jorge Manuel Cañiza (27), quienes guardan reclusión en la comisaría 48ª Central de Caacupemí.

No obstante, la fiscala encargada de las pesquisas, Mirtha Ortiz, informó que son cinco los agentes policiales, y que se incautaron dos pistolas 9 milímetros para ser sometidos a peritaje.

Cesan a jefes en Central

El comandante de la Policía Nacional, Crio. Gral. Walter Vázquez, informó en un contacto con ABC Cardinal que hubo negligencia en el procedimiento y que ordenó la apertura de un sumario desde Asuntos Internos. También ordenó el cese de sus funciones del jefe de la Dirección de Policía de Central, Crio. Gral. Justo Ojeda, y el de Investigaciones de Central, Crio. Princ. Néstor Alderete Santacruz. Sus reemplazantes serán el Crio. Gral. Carlos Aguilera y el Crio. Princ. Germán Arévalo.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD