Cardenal pide a clérigos acompañar a los laicos y no meterse en la política

Para el cardenal Rubén Salazar, presidente del Celam, los pastores y sacerdotes no tienen por qué militar políticamente, sino más bien proteger, acompañar, sostener y servir, a los laicos comprometidos.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/W5FJZMQYVZBWRA4EE2WWD2V634.jpg

ATYRÁ (Desiré Cabrera, de nuestra redacción regional). El encuentro de Católicos con Responsabilidades Políticas al Servicio de los Pueblos del Cono Sur Latinoamericanos culminó ayer luego de tres días de reflexión e intercambio de experiencias entre los 80 participantes de Chile, Uruguay, Argentina, Brasil y Paraguay, entre otros.

En ese sentido, el presidente del Consejo Episcopal Latinoamericano (Celam), cardenal colombiano Rubén Salazar, dijo que una de las conclusiones más importantes de esta actividad es que han comprendido de que “la Iglesia somos laicos y pastores, por lo tanto, no fue un encuentro de políticos con la Iglesia, sino un encuentro en la Iglesia de políticos laicos y pastores”.

El purpurado fue enfático al afirmar que “los clérigos no tenemos que militar en política pero sí animar e iluminar. Estamos continuamente invitados a mirar a los laicos para proteger, acompañar, sostener y servir. Asimismo los laicos tienen que ayudarnos a discernir la realidad social”.

PUBLICIDAD

El prelado subrayó que pudieron tomar plena conciencia de que la responsabilidad es conjunta. Segundo, que están llamados a iluminar clara y precisamente la situación del mundo. Y, en tercer lugar, que es imperativo estar en perfecto y continuo discernimiento para entender los signos de los tiempos y así descubrir la presencia de Dios.

Salazar también se refirió a la corrupción que fue un tema recurrente durante todos estos días diciendo que una de las maneras de luchar contra este mal es formando ciudadanos comprometidos, que pongan por encima el interés general y común sobre el particular.

Para el cardenal, desafortunadamente el clericalismo ha sido una tendencia que se fue creando poco a poco en el interior de la Iglesia, llegando al punto de identificarla solo con los clérigos, sacerdotes, obispos y a veces con los religiosos, pero no más. Los laicos eran como espectadores simplemente. En este encuentro se quiso romper eso, “desde el punto de vista de la responsabilidad política. Todos somos responsables, cada uno en su puesto”, acotó finalmente.

Restricciones a la prensa

Durante el encuentro de autoridades políticas y pastores de la Iglesia Católica se pusieron innumerables restricciones a la prensa. No se permitió que esta participe en las disertaciones. No se sabe el motivo de tanto recelo por parte de los organizadores, que ni siquiera querían que se entrevistase a los participantes del evento. Según manifestaciones de algunas autoridades que estuvieron en el lugar, algunos políticos condicionaron su participación a que no se den a conocer públicamente sus posturas sobre ciertos temas tratados.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD