Cómo despedir el año con alimentación sana

Para despedir el año y recibir al que se inicia, casi siempre pensamos en compartir con los seres queridos alrededor de una mesa, mientras disfrutamos de un festivo menú. Este puede ser delicioso, y a la vez saludable. Tome en cuenta ciertas recomendaciones nutricionales.

/pf/resources/images/abc-placeholder.png?d=2001

Cargando...

En momentos de compartir y disfrutar, la comida está presente. Muchos ya vienen despidiendo el año desde hace casi un mes, y algunos siguen dando la bienvenida al que se inicia más o menos de igual manera.

Mañana –31 de diciembre– la cena seguro será especial. Al respecto de cómo cuidar nuestra salud durante las celebraciones conversamos con la nutricionista Paola Alderete, quien brinda varios consejos.

Una opción saludable es sustituir los hidratos de carbono –ensaladas de papa, de arroz– por verduras, ya sean crudas o cocidas.

¿Verduras cocidas? Chauchas, zanahoria y huevo; remolacha, arveja, choclo y algún aderezo; brócoli gratinado; coliflor con algo de queso, etc.

¿Y las ensaladas crudas? Desde las clásicas, con tomate, lechuga, morrón u otra verdura de su preferencia; cebollita de hoja, espinaca, rúcula, apio, locote rojo, etc. Estas ensaladas también se pueden utilizar para comer al día siguiente.

En cuanto a las elecciones entre las carnes, siempre deben ser magras, como lomo de cerdo, peceto, lomito.

“Es bueno recalcar que si durante la cena de Año Nuevo no se ingieren alimentos del todo saludables, uno puede tratar de recuperarse al día siguiente ingiriendo mucho líquido, por lo menos ocho vasos diarios o los dos litros recomendados”, explica la nutricionista, quien además agrega: “También debemos recordar comer frutas –principalmente aquellas de estación–: sandía, mango (tiene mucha fibra), melón, piña, mamón”.

El día después

Es casi un clásico volver a comer al día siguiente, aprovechando la comida que quedó de la noche anterior. “Para no picotear, pueden combinarse las carnes frías con las ensaladas saludables”, recalca. Acerca de las gaseosas, es preferible beber aquellas que son cero azúcar. En cuanto a las bebidas alcohólicas, todas son calóricas, y siempre los excesos son dañinos. “Si se abusa con la comida, es posible incluso engordar de una vez tres kilos”, subraya.

Y si viaja, al interior o exterior del país, aproveche para realizar caminatas, ideales para sentirse bien y al mismo tiempo conocer el sitio visitado.

Enlance copiado
Content ...
Cargando...Cargando ...