No descartan que huesos hallados sean de víctimas del Gral. Stroessner

El doctor Rogelio Goiburú, director de Memoria Histórica y Reparación del Ministerio de Justicia, no descartó ayer que los restos óseos hallados en una supuesta exfinca de Stroessner sean de víctimas de la dictadura.

Los restos óseos hallados  estaban escondidos bajo una construcción en una casa que habría sido de Stroessner, en Ciudad del Este.
Los restos óseos hallados estaban escondidos bajo una construcción en una casa que habría sido de Stroessner, en Ciudad del Este.

CIUDAD DEL ESTE (De nuestra redacción regional). Desde el martes próximo un equipo investigador se instalará en esta capital departamental para analizar los huesos humanos encontrados por invasores “sintechos” el miércoles pasado en una casa, que según versiones, era utilizada por el dictador Gral. Alfredo Stroessner, fallecido en el 2006.

“No me sorprendería en lo más mínimo que un personaje de esta calaña (Stroessner) haya sido capaz de enterrar a gente que estaba presa o fue asesinada en su propiedad”, manifestó Goiburú, hijo del médico Agustín Goiburú, dirigente del Movimiento Popular Colorado (Mopoco), desaparecido por la dictadura en 1977.

El director recordó que hace cinco años estuvo en el mismo inmueble que habría pertenecido al fallecido dictador, situado en el barrio Che La Reina de Ciudad del Este, pero que no habían encontrado nada. “Hace cinco años, cuando escuché un testimonio, que se habían sido escuchado gritos de terror en la época de Stroessner, los vecinos que querían contar lo que habían escuchado. Además que podrían haber esqueletos dentro de una propiedad en Ciudad del Este, viajé hacia allá. Con la Fiscalía recorrí el lugar y no encontré absolutamente nada. Lo único, una casa abandonada”, comentó.

PUBLICIDAD

Como los datos que tenían en ese entonces eran pocos, un solo testimonio y ninguna denuncia en concreto, la investigación no prosperó, pues no se logró ningún orden de allanamiento, refirió.

Goiburú explicó que realizarán un perfil biológico y de ser necesario enviarán las muestras al laboratorio genético del equipo de Antropología Forense, con quienes trabajan. Con esto se hará una comparación con la sangre de familiares de detenidos y desaparecidos, según señaló. “Lo primero que hay que saber es la edad de esa persona, tratar de tener la edad, el sexo, la estatura. Después determinar si esos huesos fueron enterrados ahí o traídos de otros lugares. Vamos a ver qué datos nos dan esos huesos”, añadió.

La casa donde se encontraron los restos óseos está resguardada por la Policía.

PUBLICIDAD

Goiburú halló en el 2009 huesos de víctimas de la dictadura que fueron enterradas en la Agrupación Especializada de la Policía, en Tacumbú, barrio de Asunción.

Ocupantes se manifestaron

Los ocupantes de la propiedad que habría pertenecido al dictador Alfredo Stroessner se manifestaron ayer ente el rumor de que serían desalojados. Incendiaron cubiertas sobre la supercarretera y luego quedaron apostados en el acceso de la propiedad. Por algunos minutos cerraron la supercarretera de Itaipú. Rafael Esquivel, alias “Mbururu”, líder de los invasores, dijo que no permitirán el desalojo hasta que los especialistas recojan los restos óseos. Dos policías fueron asignados para custodiar el escenario del hallazgo. Los ocupantes también se turnan para resguardar los huesos humanos encontrados en la casa.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD