Mario Abdo dice que vetará ley que despenaliza DD.JJ. falsas

El presidente Mario Abdo Benítez anunció ayer que vetará el proyecto de ley que despenaliza las declaraciones juradas falsas porque desnaturaliza su esencia de transparencia. Dijo que el veto es una “obligación moral” y que le cuesta creer lo que aprobaron los diputados en un pacto de impunidad.

El presidente Mario Abdo Benítez se mostró en contra de la desnaturalización de las declaraciones juradas.
El presidente Mario Abdo Benítez se mostró en contra de la desnaturalización de las declaraciones juradas.Archivo, ABC Color

Al término de una visita a una industria de la confección en la ciudad de Luque, el Presidente fue consultado sobre la cuestionada sanción de la Cámara de Diputados de despenalizar las declaraciones juradas falsas. Anunció que vetará el proyecto de ley sancionado porque desnaturaliza la iniciativa legislativa. Indicó que la despenalización hace perder “totalmente su esencia”.

“Si es como estoy leyendo en los medios de comunicación que se despenaliza el falseamiento de la declaración jurada, evidentemente vamos a vetar el proyecto”, expresó el Presidente.

Hasta el jueves 18 de junio el jefe de Estado tiene tiempo para vetar o promulgar.

Insistido, Abdo Benítez alegó que tiene que interiorizarse sobre lo que establece la iniciativa que fue aprobada por la Cámara de Diputados en la sesión extraordinaria el martes último por un total de 44 legisladores (34 colorados entre cartistas y oficialistas y 10 liberales entre llanistas y efrainistas).

PUBLICIDAD

“Vamos analizarlo con el equipo jurídico de Palacio”, remarcó, agregando que el mismo día que fue sancionado, pero a la noche recibió el proyecto en la sede del Poder Ejecutivo. El Jefe de Estado admitió que el veto es como un “compromiso moral”, ya que pierde totalmente la esencia, si es que las declaraciones juradas falsas no son castigadas.

“No encuentro ningún argumento, me cuesta creer que esa redacción tiene la ley, por eso no quiero adelantar una opinión formal, pero sí una conceptual y el concepto es: si es que la ley promulgada por el Congreso de la Nación y que recibimos en el Palacio despenaliza el falseamiento de la declaración jurada, vamos a vetarlo categóricamente. Vamos a estudiar y tomaremos una decisión una vez que podamos analizar el proyecto ”, reiteró.

Por 44 votos

El proyecto de ley fue sancionado por 44 votos a favor y 13 votos en contra, uno en blanco, 11 no votaron y diez ausentes.

PUBLICIDAD

De los 13 diputados que votaron en contra se encuentran integrantes de la multibancada conformada por patriaqueridistas, encuentristas, del Partido Hagamos y algunos liberales. También votó el diputado Romero Roa (ANR, Añetete) recientemente removido del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados.

Volvería al Senado

En caso de que el Poder Ejecutivo vete el proyecto de ley que reglamenta el artículo 104 de la Constitución Nacional corresponderá al Senado (cámara de origen) revisar si acepta o rechaza la objeción. Los senadores para ratificarse en su decisión precisan 23 votos (de un total de 45) y los diputados de 41 votos (de 80). Si no alcanzan estos números ambas cámaras, la ley queda archivada. Para la diputada Kattya González (PEN) es clarísima la despenalización, ya que la norma dice que las declaraciones juradas no pueden ser utilizadas como un instrumento válido en un proceso que se forme.

Señaló que la Fiscalía teniendo autonomía puede no considerar la declaración presentada a la Contraloría General de la República para iniciar una investigación, pero sí otros elementos. “No despenaliza la figura, la declaración falsa está en la ley 1160/97 del Código Penal y si un fiscal quiere iniciar un proceso contra algún funcionario público por declaración falsa, lo puede hacer”, indicó.

Graves cambios en la normativa

Una de las modificaciones más graves al proyecto de ley había sido introducida por el diputado Hernán Rivas (ANR, cartista). El texto dice: “Toda declaración jurada presentada en tiempo y forma es válida, independientemente de si existen omisiones o errores”. Con esto se podrá beneficiar a los políticos imputados por supuesta declaración jurada falsa con una multa por un simple “error administrativo”.

La norma establece que la declaración jurada presentada ante la Contraloría es un acto unilateral, del que no derivará sobre proceso alguno, por lo tanto, la misma queda exceptuada como testimonio y no podrá ser considerada como elemento constitutivo de hechos punibles.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD