Faltan voluntad e integridad, dice

En un párrafo de su carta, Emanuele Ottolenghi dice que el problema no es la falta de pruebas o evidencias. “Lo que realmente falta es la voluntad del Gobierno paraguayo de reconocer que su sistema judicial y su clase política están faltos de transparencia e integridad”.

Agrega que deben reconocer el desafío de la ilegalidad en la Triple Frontera, si los gobernantes paraguayos quieren evitar que el país reingrese en la lista gris del Grupo de Acción Financiera Internacional como jurisdicción de alto riesgo para el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo.

Refiere que hasta hoy existen esquemas gigantescos de lavado de dinero en la Triple Frontera, casos como el “Megalavado” y la “Megaevasión”, que se investigaron en los últimos años sin éxito. Lamenta que en vez de realizar imputaciones y llegar a condenas, el sistema judicial parece estar paralizado y cuando se moviliza, es para sobreseer imputados. Menciona, por ejemplo, que el juez Rubén Ayala Brun sobreseyó y absolvió a 27 imputados de la Megaevasión.

Cita otros casos: la extradición del jefe narco Jarvis Pavão, bloqueada por un juez corrupto en diciembre de 2017. Y la fuga, también en diciembre de 2017, de dos narcotraficantes turcos vinculados a Hezbolá, indica.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD