Cocina canábica

Llena de tabúes y una continua mala fama provocada por la desinformación, la cocina canábica se va abriendo paso en nuestro país gracias al chef Víctor Sacco, socio fundador de la Cámara Paraguaya del Cannabis Industrial.

Cocina canábica
Cocina canábica

Ya hace como 20 años que Víctor Sacco (50) se dedica a la gastronomía. “El tano” suele estar relacionado con las pastas y otros platos italianos, pero, en realidad, prepara de todo, y hoy en día se encuentra experimentando con la gastronomía canábica. La Cámara Paraguaya del Cannabis abarca un espectro muy amplio, pero él se enfoca exclusivamente en la parte gastronómica, asegura.

El chef considera que es muy importante “desmitificar o desatanizar” lo que es el cáñamo, ya que por culpa de personas que hacen prácticas no profesionales con la comida es que existe aún esa suerte de prejuicio, porque en realidad no tiene ningún tipo de droga, asegura. “Está desproveído de THC, que es el elemento activo de la marihuana en sí. Esto no es marihuana; es importante aclarar que es cáñamo, sin tetrahidrocannabinol (THC)”, recalca.

Consumir comida canábica no crea dependencia alguna ni genera ningún tipo de “vuelo”, sostiene. “Esto no tiene nada que ver con lo recreativo ni con lo medicinal; hay que saber separar las cosas”.

Propiedades nutritivas

Esta cocina aporta grandes propiedades nutritivas: contiene omega 3, 6 y 9 y es una de las fuentes de fibras vegetales más completas, comenta el experto. Lo que se utiliza en la cocina es la semilla del cáñamo y, también, el aceite de cáñamo de uso gastronómico (muy parecido al aceite de oliva en cuanto al sabor, aunque más intenso), que no debe confundirse con el aceite medicinal. Ambos productos se consiguen solo vía importación a través de internet y los precios son bastante accesibles, comenta.

Las semillas se pueden utilizar crudas, por ejemplo, con leche o yogur y mezcla de cereales, o bien tostadas para preparaciones saladas como masas para pizza, dice y precisa que, en realidad, están ahora en una fase de experimentación, en forma responsable.

Cualquier receta

No existe una receta canábica, en realidad, los ingredientes del cannabis permiten que uno pueda realizar cualquier tipo de comida con ellos, aclara. Para bebidas, lo ideal son los terpenos, que también vienen desprovistos de THC y se utilizan en tragos, o bien para realzar ensaladas.

El chef preparó algunos ejemplos ilustrativos: un churrasco al que espolvoreó semillas de cáñamo tostadas, cremas canábicas con base en esencias canábicas (mezcladas con aceitunas, espárragos, crema de leche, pasta de morrones y pasta de wasabi) y variedad de pizzas. Las pizzas y demás preparaciones no tienen secretos, estas se preparan como de costumbre, pero sí en el armado de la masa artesanal se agregan las semillas de cáñamo. Este ingrediente tampoco tiene influencia en el tiempo de cocción del alimento final ni requiere procesos extras para su utilización como parte de cualquier plato.

En cuanto al sabor, este es particular y sería difícil definir a qué se le parece, pero sí puede decirse que no pasa del todo desapercibido, dependiendo de las proporciones. Como está aún en fase experimental, sería complicado hablar de cantidades para tal o cual caso; por el momento lo utiliza a gusto, siempre sin exagerar.

Actualmente “el tano” prepara comida de este tipo solo sobre pedido, o para eventos, pero no descarta la posibilidad de abrir un local dedicado exclusivamente a ello.

“Es un alimento fabuloso. Realmente descubrir el cannabis es descubrir un alimento extraordinario y con muchas propiedades”, concluye.

alba.acosta@abc.com.py

Fotos: ABC Color/Silvio Rojas.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD