El karate en la fiesta de Odesur

El karate es una de las artes marciales más conocidas y difundidas a nivel mundial, pero registrado como deporte olímpico recién en Tokio 2020. Esta disciplina estará presente en Odesur Asu2022 con los hermanos Servín: Yennifer, Laila y Jesús. También se suman Matías Cabrera y Fernando Ramírez.

El karate se prepara para los Juegos de Asu2022
El karate se prepara para los Juegos de Asu2022.Diego Peralbo

Los hermanos Leyla, Yennifer, Adol y Jesús Servín siempre fueron representantes dignos de nuestro país en diferentes certámenes internacionales de karate. Ahora se aprestan para participar de la XII edición de los Juegos Suramericanos Asunción 2022 en octubre próximo.

Para Yennifer, el karate en su día a día es emocionante y lo compara con el ajedrez: “Este deporte es superdinámico, el combate es como un juego de ajedrez, pero con el cuerpo; las estrategias y tácticas aplicadas efectivamente hacen que un combate se vuelva realmente impredecible”.

Su motivación e ingreso a la disciplina se los debe a su papá: “Mi padre nos inscribió a mí y a mis hermanos a clases de karate, pues su amigo iniciaba una academia y quería que probáramos el deporte. Dos años más tarde, nos convocaron a la preselección nacional, y el resto es historia”.

Yenni dedica mucho esfuerzo a su preparación: “Entreno en el gym, cuido mi alimentación todo el año con mi nutri, practico karate en la academia de forma tradicional y también el competitivo con la selección nacional”. El entusiasmo y empeño que pone siempre borra las dificultades. Por ejemplo, para ella, las lesiones son solo “como un momento de reflexión y pausa. Mi mente sigue enfocada, pero cuido al cuerpo. Actualmente, nada me impide entrenar, tengo lesiones viejas que constantemente estoy trabajando para que se mantengan sin dolor”.

Lea más: Destacados paraguayos en Panamericano de Karate

El deportista de alto rendimiento casi siempre está practicando y tiene poco tiempo para la diversión. A Yenni le gusta distraerse cuando no está en un gimnasio: “Me encanta la naturaleza, cuando puedo me desconecto de la ciudad, me gusta leer y ver series que me hagan pensar mucho”.

Ahora la joven tiene a Asu2022 como su gran ilusión. “Que mis padres me vean competir me llena de alegría, ya que nunca pueden verme cuando participo en encuentros para los cuales tengo que viajar”.

Deporte que enseña

La otra hermana Servín, Leyla, también lleva la competencia en las venas y siempre habla de que el deporte enseña y deja muchas cosas: “Me apasiona la disciplina y la enseñanza que nos deja de que siempre podemos mejorar algo, y eso traslado a la vida, busco ser mejor persona cada día”.

Si a Yennifer su padre fue el que la llevó a clases de karate, a Leyla fue su madre quien la incentivó. Al final todo queda en familia: “Mi mamá me impulsó a seguir, empezamos solo por diversión, pero la constancia y el esfuerzo por mejorar vinieron después con la guía y el apoyo incondicional de mi mamá”.

Su entrenamiento es constante: “Hago preparación física por la mañana en el Comité Olímpico y, a la tarde, lo que estrictamente es de karate, siempre con una dieta adecuada para mantenerme en el peso de competencia, con los nutricionistas del COP”.

Su pasatiempo, al igual que Yenni, es la lectura y ver series, hobbies a los que se dedica los domingos. Pero el resto de la semana el deporte es su vida: “Me encanta la sensación de estar en el tatami a punto de competir, y, más allá del resultado, es ese sentimiento el que queda guardado después de cada competencia”.

Sobre Asu2022 confiesa que “es algo que esperé por mucho tiempo, ya que en toda mi carrera nunca tuve la oportunidad de pelear en mi país. Es algo muy grande y me estoy preparando para sacar la mejor versión de mí en este torneo”.

Con ellas también competirá en Odesur su hermano Adol Fernando en la representación del sector masculino.

La enseñanza del karate

También en masculino estaremos representados por un destacado en la materia Matías Ezequiel Cabrera Ruffinelli, quien confiesa que lo que que más le apasiona de las artes marciales, del karate, “es la enseñanza que nos deja como el respeto a los demás y la disciplina como estilo de vida. No todo es combate, al contrario. Es saber manejar situaciones de la forma correcta, sin violencia”.

A Matías no le sobra tiempo porque reparte sus actividades cotidianas entre el entrenamiento y el estudio: “Como soy atleta de alto rendimiento y también estudiante, por la mañana voy a la universidad y a la hora de entrenar es cuando más se me complica. Pero como tengo solo el apoyo de mis padres, no todos los días puedo llegar hasta el COP, por falta de recursos. Entonces trato de entrenar por mi cuenta. Salgo a correr o asisto a un gimnasio cerca de casa cuando puedo cubrir el mes. Además, asisto dos o tres veces por semana a la SND. Trabajo con mis padres y por la noche estudio. Lucho por mantener una dieta estricta ya que compito en la categoría -75kg”.

Mati cuenta cómo afronta sus lesiones: “Tuve varias lesiones, muchas en competencia, y con ayuda de mucha fisioterapia pude superar y continuar”. Y en sus ratos libres comparte con la familia o con los amigos: “Me gusta el fútbol, pero no siempre puedo salir a jugar, debo cuidarme mucho”.

Para este joven, su “mayor logro como deportista fue un bronce panamericano, y así quedé como el número 6 del mundo en mi categoría”.

Para Odesur dice estar en forma para afrontar tal compromiso: “Realmente es un sueño, todo deportista desde chico sueña con representar a su país en una competencia internacional. Esta oportunidad es tan grande y va a ser aquí mismo, en mi país. Una emoción enorme y la doble responsabilidad de dejar en alto el karate frente a nuestra gente. De paso invito a todos a ir a apoyar a los atletas paraguayos y en cada disciplina hacernos sentir su presencia. Eso es muy importante”.

Juegos bolivarianos

Fernando Ramírez se destacó en los últimos juegos bolivarianos que se realizaron en Colombia, donde conquistó una medalla de plata.

Este joven de 21 años también está más que entusiasmado con Odesur: “El saber que cada día se puede mejorar es algo que me apasiona del karate. Ni bien ingreso al tatami, sé que aprenderé algo que me servirá en la vida”.

El karate llegó hasta él en plena etapa escolar: “Por medio de mi colegio pude conocer el karate, porque lo tenía como materia. Desde ahí me empezó a gustar mucho y sigo entrenando a full”.

Lea más: Paraguay acumula medallas en la 19ª edición de los Juegos Bolivarianos

Su preparación se basa en una estricta disciplina: “Despertarme temprano, desayunar, esperar la hora para ir al gimnasio y terminar el día entrenando mi deporte preferido”.

Como cualquier deportista sufre lesiones y las toma “con tranquilidad. Es algo común en un deportista y con todas las ganas trabajo para volver mucho mejor a la competencia”.

Para Asu2022, que significa un objetivo en todo deportista paraguayo, destaca que “es una oportunidad buenísima, ya que no sabemos cuándo se podrá hacer de nuevo unos juegos de esta magnitud en nuestro país. Hay que disfrutar al máximo y tratar de dejar en lo más alto a nuestro querido país”.

Para los preparativos de Odesur:

-Entrenador: senséi David Mencia.

-Preparador físico: profesor Víctor Silvero.

-El gimnasio, nutrición, psicología y fisioterapia para los karatecas se desarrollan en el Comité Olímpico Paraguayo (COP).

¿Dónde practicar karate?

-Secretaría Nacional de Deportes (SND), con la misma Leyla Servín, contacto al (0981) 501-220.

-Además con el senséi David Mencia, entrenador que enseña en varios lugares del departamento Central, como en el Colegio Nihon Gakko, contacto al (0982) 299-041.

Enlance copiado

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.