La producción de vinos en Paraguay

Gerard Buhler (*) Fotos: MATKEI Hace 30 años, en el Paraguay existían aproximadamente 4.000 hectáreas de uva, y la viticultura representaba un rubro interesante, sin embargo, el proyecto no prosperó y actualmente ha decaído notablemente la producción. No obstante, está demostrado que en Paraguay sí se produce vino, y uno de los ejemplos se da en Colonia Independencia.

Las cepas de uva traídas desde Alemania sufrieron una mutación para poder adaptarse al clima y así optimizar la calidad del producto; este proceso duró de dos a tres años.
Las cepas que actualmente se producen en Colonia Independencia con las cuales se produce el vino son: Cabernet Sauvignon, Blanco, Silvane y Riesling. Pero la variedad más conocida mundialmente es la Garnacha.
Es importante que el productor que desee llevar adelante la producción de uvas, primeramente debe realizar un análisis de suelo antes de cultivar en él, pues es necesario que el PH del suelo sea apto para la vinicultura.
Algunos de los tratamientos recomendados para el mejoramiento del suelo en la búsqueda de contar con una tierra apta para el cultivo de la vid es la aplicación del estiércol de gallina.
Sin embargo, es importante tener en cuenta que el exceso de fertilizantes puede disminuir la calidad de la cepa. Hay que encontrar el punto exacto en el que la planta pueda desarrollar de forma correcta sus frutos.

NO SUFRE DE
ATAQUE DE PLAGAS
Esta problemática es menor, ya que normalmente el hongo ataca a los viñedos, lo hace bajo una temperatura de 20 ºC; en nuestro país esta cifra es, en promedio, sobrepasada. No obstante, el mes más crítico es setiembre, y por precaución se recomienda aplicar fungicidas en dosis pequeñas.

DURACION Y
RENDIMIENTO DEL VIÑEDO
La duración de un viñedo puede ser de más de 50 años, sin embargo es bueno realizar una rotación de cultivos que puede hacerse cada 25 años, de tal forma que las plantas se renueven y la tierra también.
En cuanto al rendimiento de vino por hectárea, normalmente se obtiene de 10.000 kilos de uva cosechada por hectárea, una producción aproximada de 5.000 a 6.000 litros de vino.
La alta temperatura de nuestro país hace que la uva madure más rápido y el nivel del ácido sea más bajo. Haciendo una comparación, en España se manejan cifras de 10 a 15 gramos; aquí tenemos entre 5 y 6 gramos de ácido.

ELABORACION DEL VINO TINTO
El productor debe realizar una selección de racimos de los cuales se extraerán las uvas a ser utilizadas. Una vez que se tengan la mejores uvas, para en el proceso de molinado no se deben separar las semillas.
Para la fabricación del vino tinto se debe realizar el macerado (mantener sumergida alguna sustancia sólida en un líquido a la temperatura ambiente para extraer de ella las partes solubles) y el producto se debe calentar a 50 ºC. Posteriormente, el vino debe envasarse en un barril para que mantenga su temperatura, considerada ideal, entre 20 y 26 ºC.
El espacio que está entre la superficie del vino y la tapa del barril debe llenarse con ácido carbónico a fin de evitar que el aire penetre y el vino se oxide.
A partir de la segunda fermentación, solamente queda estacionar el vino, no obstante se utilizan suplementos como la gelatina, para lograr una mayor transparencia del producto, y el ácido de azufre que lo conserva.
Luego del proceso de fermentación se tiene el producto con una acidez de siete hasta ocho gramos por litro.

MAS AÑEJO, ¿MEJOR?
Eso depende del gusto de cada uno. Por ejemplo: si alguien quiere consumir un vino de la primera cosecha del año 1996 no es que tenga un paladar menos exquisito, sino prefiere un producto más joven. Otros, en especial los vineros, optan por un producto más añejo.

(*) Productor de Vinos en Colonia Independencia.
PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD