Obra de numerosas empresas

Empresas nacionales y multinacionales participaron de la construcción de la planta procesadora de leche en polvo de Lácteos Trebol, desde la base hasta la instalación de equipos con tecnología de punta y provisión de los envases especiales. La infraestructura estuvo a cargo de EISA, el equipamiento de Emucyl SA, Brasguay SRL y Gandys SA, mientras Plastiflex y Cartones Yaguarete proveyeron los envases. Otras firmas, como Martek y Transparaguay, formaron parte de la histórica obra.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/UUA4IJMOEFAL3NR66EEF6LBTWM.jpg

La empresa Estructura Ingeniería SA (EISA) se encargó de la construcción de 500 metros cuadrados que comprende la fábrica de leche en polvo. El trabajo que dio origen a la moderna estructura duró un poco más de tres años y demandó una importante cantidad de mano de obra local y otras comunidades, indicó el gerente de la planta, Christian Harder.

La firma Emucyl SA, representada por Miguel Cancian, tuvo a su cargo el montaje de la planta de secado (sistema de evaporación y secado de leche). La obra consistió en el montaje de todos los equipos del sistema: cámara de secado, evaporadores, silos de polvo, sistema de embolsado, bombas, tanques, entre otros.

También realizó la construcción de cañerías y ductos de interconexión del equipamiento (3,5 kilómetros), la construcción y empalme de plataformas, barandas y escaleras en acero inoxidable instaladas en distintos sectores de la fábrica, ubicada en Loma Plata.

PUBLICIDAD

Por otro lado, Brasguay SRL, una industria paraguaya con más de 33 años en el mercado, trabajó en la alimentación eléctrica general de toda la planta. El representante de la empresa, Geferson Kuntz, señaló que también trabajaron en la conexión de motores y sensores.

La puesta en marcha de la procesadora estuvo a cargo de esta misma firma, en conjunto con GEA. Utilizaron 100 motores eléctricos de diferentes tamaños, más 500 sensores.

El trabajo de Brasguay duró un año y tres meses. Ocupó a técnicos paraguayos que rotaban de entre diez a quince personas por turno.

Una suma de 15.000 metros de todo tipo de cableado demandó la obra, precisó Kuntz.

Plastiflex SA, una marca con 18 años de trayectoria en el mercado y con certificación ISO 9001, tuvo a su cargo la elaboración de los envases de 400 y 800 gramos, además del plástico de 25 kilos para la leche en polvo.

El director de la empresa, Miguel Torres, dijo que se trata de un recipiente muy especial por ser para un producto alimenticio y resaltó que es resistente porque está preparado para la exportación. Agregó que tiene una alta barrera que protege al contenido, así como otros envases proveídos por la firma a la Cooperativa Chortitzer.

Gandys SA instaló las estanterías metálicas tipo racks para el almacenaje de los productos lácteos. Suman 3.900 posiciones de pallets, según los datos.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD