Merecido ganador del Premio Nacional de Literatura 2009

El poeta Ramiro Domínguez ha ganado, justicieramente, el Premio Nacional de Literatura 2009. El título del libro merecedor de la destacada premiación es Primeros poemas. El volumen fue publicado por la editorial Servilibro.

El maestro posee una vasta producción literaria en su haber.

Formó parte de la Academia Literaria del Colegio San José junto con memorables figuras de la poesía como José-Luis Appleyard, José María Gómez Sanjurjo y Ricardo Mazó.

- ¿ Cómo tomaste la noticia?

- Sorprendido. Que a esta edad me premien ...; ya estoy a punto de cumplir 80 años; una noticia así me alegra.

- Poemas de tus años jóvenes fueron seleccionados.

- Son obras escritas entre los 15 y 18 años. Hay un poema larguísimo que publicó el padre César Alonso de las Heras en la revista La estrella. Fue su publicación la motivación para que me recibieran en la Academia Literaria a los quince años.

- Particularmente, encuentro en tu obra poética mucha renovación...

- De aquellos poemas juveniles a los adultos, lo fundamental es que yo traté de apartarme de una corriente muy común entonces: el enfoque lírico-romántico. Inclusive, los de mi generación no hacían sino eso; hasta los de la generación del 40 escribían obras líricas. En muchos aspectos, estaban encerrados en un lirismo casi autista. Yo, primero impactado por lo que fue la Revolución del 47 (tenía entonces 17 años) traté de hacer una lectura más global y social de la situación. Por entonces, la lírica paraguaya era la idealización de la mujer o del hombre tanto en la posrromántica como en la generación del 40. A través de una ideología de izquierda, se presentaba al hombre paraguayo como víctima, no como victimario. El contrapunto de que el hombre no es ni bueno ni malo se impone; Platón hablaba de la medianía del bien y del mal. Traté de ir acercándome a esa realidad. Aparecen el zumo, el salmo, los ditirambos, y sobre todo las cuatro fases del Luisón, que es el enfoque trágico. Perurimá es el enfoque casi festivo, cómico, de la misma realidad. Gracias a Cadogan encontré que en el folclore paraguayo, al lado de Perú esta Zonzo o Vyro Rimá. Todo esto me sirvió para trabajar un contrapunto.

- Sos un trabajador metódico, o sea un metódico del pensamiento.

- La lectura de la nueva literatura europea me influyó, sobre todo la lectura de los franceses e ingleses. El caso de Saint John Perse, por ejemplo: su gran lírica estaba construida casi en forma de una lectura simbólica. Era una interpretación del ser humano. Saint John Perse me llevó a mí a reformular —justamente— la temática de mi poesía.

- ¿Qué significa la poesía para vos?

- Estoy en la línea de Benedetto Croce, que habla de la intuición- expresión. El ser humano está siempre luchando consigo mismo para lograr el código que lo exprese. En la conversación diaria la lengua queda gastada y disminuida en su capacidad expresiva. La poética, que viene del verbo creación, es lograr precisamente un lenguaje expresivo, un lenguaje que traduzca el estado de ánimo y la manera de ver a los demás y al mundo.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05