Fray Bernardo de Cárdenas (3)

Muy respetado y admirado, de grande y prolífica labor en el altiplano, realmente no calzó en las tierras paraguayas.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/4MSSU7IVWFHG3PLSNONEDPMLMM.jpg

La semana anterior se habló de tres motivos de discordia entre Cárdenas y los jesuitas: la encomienda, la supuesta existencia de metales preciosos en las misiones de la Orden de Jesús y la acusación de que el catecismo guaraní pecaba de herejía.

En cuanto a la encomienda, la figura era —dentro de todo— un tanto más benigna en tierras paraguayas, y los jesuitas no estaban de acuerdo con que los indígenas prestaran el servicio, punto de vista que no era compartido por Cárdenas, tal vez porque era una costumbre más arraigada de donde provenía.

En cuanto a la supuesta existencia de metales preciosos en los sitios en los que se levantaban las misiones, nunca pudo ser probado, y lo más seguro es que haya sido de las tantas mentiras o mitos que se creaban alrededor de una experiencia exitosa como la llevada a cabo por los de Loyola.

La tercera acusación era, de todas las anteriores, quizá la más grave. Estaban en épocas de la inquisición y acusar de hereje algo equivalía a penas muy severas.

PUBLICIDAD

Supuestamente, el Catecismo de la lengua guaraní utilizaba palabras «no adecuadas». Por ejemplo, en el catecismo trilingüe castellano–quechua–aymará, propio de la zona de origen del obispo, la palabra Dios se utilizaba en castellano, sin traducirla. Sin embargo, en el guaraní, era remplazado por Tupã y eso molestaba al obispo. Lo cierto es que el catecismo en guaraní se le debe justamente a un franciscano, fray Luis de Bolaños.

Pero, las cuestiones entre ambos nunca se recompusieron; el obispo de Asunción pretendió expulsar a los jesuitas, sin embargo, terminó siendo él exiliado en Corrientes.

Actividad

Forma un glosario con las siguientes palabras y busca sus significados:

PUBLICIDAD

• Altiplano

• Prolífica

• Catecismo

• Inquisición

• Herejía

• Trilingüe

(La semana que viene, final: Cárdenas: gobernador de Asunción).

Fuentes

VELÁZQUEZ, R. E. (1973). Elección de Fray Bernardino de Cárdenas en 1649. Anuario de la Academia Paraguaya de la Historia. Asunción.

RIVAROLA PAILO, J. B. (2013). La primera Revolución comunera 1649. Los jesuitas y el Fray Bernardino de Cárdenas. El Lector. Asunción.

PRIEWASSER, W. Fondec. (2002). El Ilmo. Don Fray Bernardino de Cárdenas. Asunción.

EGAÑA, A. (SJ). (1996). Historia de la Iglesia en la América española. Asunción.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD