Género de los sustantivos

Un sustantivo puede tener género masculino, femenino o neutro.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/4TUFYRBHEZFWJIUBRFPQ4E6F4Q.jpg

Los sustantivos masculinos

En general, los que terminan en las letras n, o, r, s, e y l son masculinos.

Ejemplos: el galón, el parachoques, el general.

Excepciones: la calle, la imagen, la nube, otros.

Los que terminan en ma y pa, que son de origen griego, generalmente son masculinos.

Ejemplos: el drama, el mapa.

Excepciones: la cima, la trama, entre otros.

Los compuestos, generalmente, son de género masculino. La forma singular y plural son iguales.

Ejemplos: el paracaídas, el sacacorchos, los paracaídas, los sacacorchos.

Los sustantivos femeninos

En general, los que terminan en a- son femeninos y requieren el artículo la.

Ejemplos: la cobija, la ropa, la computadora.

Excepción: el día.

La mayoría de los que terminan en -umbre, -ie, -ión, -dad, -tad o -is son femeninos.

Ejemplos: la costumbre, la serie, la tesis.

Excepciones: el pie, el énfasis, entre otros.

Los que empiezan con a- (o con ha-) acentuada requieren el artículo él para mantener la eufonía, pero conservan su género femenino. En plural, se usa el artículo femenino plural.

Ejemplos: el agua clara, el hacha fina, las aguas claras, las hachas finas.

Los sustantivos neutros

Las ideas y los conceptos abstractos son de género neutro.

Ejemplos: lo bueno, lo malo, lo importante.

Casos y sentidos especiales

Hay algunos sustantivos que tienen una forma diferente para el masculino y femenino.

Los masculinos que terminan en consonante, se le añade la vocal «a» para transformarlo en femenino, como es el caso de: pintor, pintora.

En otros casos, se le añaden terminaciones especiales al sustantivo masculino: isa, -esa, -ina, y las terminaciones -tor y -dor por triz.

Ejemplo: poeta: poetiza, actor, actriz.

Los nombres que denotan un miembro de un grupo y terminan en -ta o en -ista pueden ser o masculinos o femeninos, según el sexo de la persona.

Ejemplos: el anarquista, el artista, la anarquista, la artista.

Muchos nombres de animales comunes tienen forma masculina y femenina.

Ejemplos: el toro, el caballo, el gallo, la vaca, la yegua, la gallina.

Con otros se usa la misma forma del nombre para referirse a los de ambos sexos.

Ejemplos: el coyote, el tigre, el rinoceronte, la ardilla.

Cuando se quiere distinguir entre los sexos, se agrega la palabra macho (masculino) o hembra (femenino).

Ejemplos: la foca macho, la foca hembra.

Algunos cambian de sentido según el género.

Ejemplos: el cometa (un cuerpo celestial), la cometa (un juguete para niños).

Otros llevan el mismo sentido con un cambio de género, pero tienen características diferentes.

Ejemplos: el anillo (una sortija), la anilla (un anillo grande).

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05