Niño de tres años murió de un golpe en la cabeza tras una maniobra brusca

YGUAZÚ, Alto Paraná. Un niño de tres años de edad murió tras golpear la cabeza contra la ventanilla de un automóvil cuando su padre hizo una maniobra brusca para evitar chocar a un transeúnte. El conductor fue sometido al alcotest y arrojó positivo.

El niño se desestabilizó con la maniobra brusca y terminó impactando la cabeza contra el marco de la ventanilla, lo que le causó la muerte.
El niño se desestabilizó con la maniobra brusca y terminó impactando la cabeza contra el marco de la ventanilla, lo que le causó la muerte.gentileza

El trágico episodio aconteció anoche en el km 332 (ex km 41) de la Ruta PY02 de esta ciudad cuando un hombre de 38 años circulaba a alta velocidad a bordo de un automóvil Toyota, modelo Premio, color negro, chapa CAX 136. En el asiento trasero iba su hijo de tres años sin los elementos de seguridad, según los datos.

Lea más: Aumentaron los accidentes viales, confirman desde el Hospital de Traumas

Al alcanzar el lugar mencionado, el automovilista realizó una maniobra brusca para evitar arrollar a un transeúnte identificado como Dionicio Giménez Espínola (43), a cuya consecuencia el pequeño fue lanzado contra la ventanilla del vehículo.

El menor, quien sufrió graves lesiones en la cabeza, fue trasladado por Bomberos Voluntarios hasta el Hospital Materno Infantil Tesãi, de donde posteriormente lo remitieron al Hospital Regional de Minga Guazú, adonde ya llegó sin signos de vida.

El automovilista fue trasladado a la base de la Patrulla Caminera, donde fue sometido al alcotest, cuyo resultado arrojó 1,637 mg/l.

Enlance copiado