Bolivia instala fábricas de leche con dinero venezolano y tecnología iraní

LA PAZ. El presidente Evo Morales inauguró este martes en los Andes de Bolivia una tercera planta industrial de lácteos con tecnología de Irán y una donación del gobierno de Venezuela, por un valor total de 3 millones de dólares.

"Estamos acá para la entrega de Lacteosbol, una planta procesadora de leche, yogurt y queso", afirmó el gobernante boliviano en el poblado andino de Challapata, 360 km al sur de La Paz, durante un acto público transmitido por el canal estatal de televisión.

La planta de Challapata es la tercera que el gobierno boliviano inaugura. Las otros dos fueron instaladas en 2009 y 2010 en las poblaciones de Ivirgarzama, en el Chapare (centro), y en Achacachi, en los Andes de La Paz, ambas poblaciones bastiones electorales del gobernante izquierdista.

El gerente de Lacteosbol, Luis Siles Castro, dijo a la AFP por teléfono que la donación para las tres plantas asciende a 3 millones de dólares y que la tecnología es de Irán.

"Venezuela nos instala (en Bolivia) las fábricas que son de Irán", señaló el funcionario.

Cada planta tiene la capacidad para producir 18.000 litros de leche por día y por ahora su comercialización es local, estimándose llegar este año a los mercados de las grandes ciudades del eje central de Bolivia  (La Paz, Cochabamba y Santa Cruz), donde se halla el grueso de los 10 millones de habitantes del país.

Bolivia ha estrechado lazos políticos y comerciales con Irán y Venezuela, desde la llegada de Morales, un crítico de Estados Unidos, al poder en enero de 2006.

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05