Extorsión con “familiar protagonista de accidente” sigue cobrando víctimas

Pese a ser uno de los libretos más gastados de extorsionadores vía llamada telefónica, el truco del supuesto familiar que fue detenido por la Policía tras protagonizar un accidente de tránsito y que para ser liberado requiere dinero, se cobró una nueva víctima, que llegó a desembolsar más de G. 7.000.000. Dos presuntos miembros de la banda de extorsionadores fueron detenidos al intentar retirar un pago.

Evidencias encontradas en poder de los detenidos.
Evidencias encontradas en poder de los detenidos.Foto Gentileza

Pablo Ariel Valiente Mazacote, de 21 años, y César Osvaldo Soto Berganza, de 24 años, fueron detenidos tras intentar cobrar personalmente unos G. 5.000.000 a la víctima de la extorsión telefónica, que anteriormente ya les había entregado G. 7.400.000.

La víctima, María Nilsa Macedo Delvalle, de 69 años recibió desde ayer el hostigamiento de los extorsionadores, que le llamaron haciéndose pasar primero por un policía que detuvo a uno de sus sobrinos por protagonizar un accidente de tránsito.

Los falsos agentes policiales le solicitaron el pago de dinero a través de giros para “liberar a su sobrino” y ante la desesperación la mujer pagó. Comenzaron pidieron un millón de guaraníes, pero luego ya se comunicó un “fiscal”, obviamente también inventado, que aumentó el monto exigido. El pedido de dinero sobrepasaba la cantidad máxima permitida para giros de dinero, por lo que ayer los estafadores fueron hasta la vivienda de la víctima a retirar directamente el fruto de la extorsión.

En total, la mujer llegó a pagar G. 7.400.000. Pero los extorsionadores querían más, lo que motivó a que la víctima hiciera la denuncia ante la comisaría 2ª de Fernando de la Mora. Al volverse a comunicar los malvivientes, le solicitaron la suma de G. 5.000.0000, ya que supuestamente la mujer que había sido atropellada por su sobrino falleció, lo que elevaba el costo de la libertad de su pariente.

La mujer solicitó que los falsos agentes fueran otra vez hasta su vivienda, puesto que le era imposible salir. Lo que no sabían Valiente Mazacote y Soto Berganza es que en el lugar ya los esperaba la verdadera policía.

Los mismos quedaron aprehendidos, y además se incautó el taxi en el que llegaron, un automóvil Toyota, modelo Premio, año 2002, con chapa HBY 325, así como la suma de G. 600.000, un POS para cobro con tarjetas magnéticas y algunos recibos de giros, que serían parte del pago hecho por la mujer.

Los detenidos quedaron a disposición de la fiscala Ruth Benítez y prosiguen las investigaciones a fin de determinar si estos tenían cómplices.

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05