Hallan muerta a la joven violinista no vidente Ana Lucrecia Taglioretti

La violinista no vidente Ana Lucrecia Taglioretti fue encontrada sin vida en su departamento de Asunción, en la tarde de este jueves. Intervienen en el caso agentes de la Comisaría Tercera Metropolitana, quienes hasta el momento desconocen la causa de la muerte. Mañana se conocerían resultados de la autopsia, y la sospecha de los familiares y cercanos apunta a un infarto, aunque no se descartan otras causas.

Ana Lucrecia Taglioretti, en uno de sus shows.
Ana Lucrecia Taglioretti, en uno de sus shows.

Fuentes cercanas a la familia de la joven informaron que si bien fue hallada en la tarde de este jueves, como confirma la Policía, la misma ya llevaría como mínimo unas 48 horas sin vida.

Agregaron además que la artista fue encontrada por una vecina del edificio céntrico donde vivía desde hace ya un tiempo sola, pues le resultaba extraño que ya no saliera de su casa. Esta vecina habría sido la primera en llamar a la comisaría, que intervino en la tarde del jueves.

Por el momento desde la Comisaría Tercera Metropolitana no proporcionaron datos sobre la causa de muerte de la joven de 24 años, y se limitaron a comunicar que el cuerpo fue trasladado a la morgue del Ministerio Público en donde se determinará la causa de su fallecimiento.

Nuestras fuentes, cercanas a la joven, comentaron que la misma no padecía ningún inconveniente de salud conocido que pudo haber causado el deceso.

PUBLICIDAD

No obstante, todos coinciden al relatar que la música tenía una historia de vida difícil de relacionamiento con su familia, que la llevó a cuadros de tristeza en varios momentos de su vida.

Antecedentes de maltratos

En el año 2012, ABC Color publicaba en su edición impresa una denuncia hecha por vecinos del barrio Jara que afirmaban que la joven violinista era sometida a castigos en su casa familiar, supuestamente, por parte de su madre adoptiva. En una madrugada de mediados de setiembre, la adolescente no vidente fue fotografiada durmiendo en el patio de su casa, en una silla y en medio de mosquitos, porque estaba “castigada”. También trascendió un video en el que la joven detallaba los abusos que sufría y revelaba sus intenciones de suicidarse.

En ese entonces, la misma Ana Lucrecia había pedido a sus vecinos que la dejaran en paz, defendiendo así a su tutora, la arquitecta Marcia Taglioretti. Pese a ello, los vecinos dijeron que en realidad la adolescente no vidente no se atrevió a denunciar a su madre adoptiva por miedo, ya que sufría maltratos sistemáticos desde hace varios años.

PUBLICIDAD

En ese entonces, Carmen Lagiu, una de las vecinas del barrio, exhibió un video grabado supuestamente el jueves de noche, en el que Ana Lucrecia revelaba primero que hacía varios días que dormía en el patio, sobre la silla.

Video constataba malos tratos

Incluso, en una parte del video, de acuerdo a la publicación de ABC Color, Ana Lucrecia Taglioretti le revela a su vecina Carmen Lagiu que la única solución a su calvario sería quitarse la vida, pero la mujer le dice que hay varias personas que la quieren y la alienta a denunciar a su madre adoptiva.

Tras el dramático caso, gracias a la denuncia de sus vecinos, una comitiva intervino en ese entonces la casa de la violinista, para constatar los maltratos que supuestamente sufría y rescatarla.

La jueza de la Niñez Graciela Rolón, la fiscala de la Niñez Mirta López y el fiscal de la Barrial 9, Alexis Takahashi, acompañados por policías de la comisaría 9ª, entraron a la propiedad, pero no encontraron a nadie en ese momento.

El fiscal Takahashi inició entonces una investigación de oficio para determinar si hay abusos y eventualmente formular una imputación contra la arquitecta argentina Marcia Taglioretti, tutora de Ana Lucrecia.

Hogar sustituto

Por una orden judicial, luego de escuchar la voluntad de la menor, la magistrada decidió que Germán González Zavala y Marina Ricart acogieran a Lucrecia Taglioretti en su hogar. Y así lo hicieron desde que la adolescente tenía 16 hasta los 20 años, tras el episodio de maltrato que vivió.

En entrevista con ABC Color, quienes fueron encargados de la tenencia temporal de la joven relataron que si bien no descartan que pudo haberse tratado de un suicidio, la primera información que manejan tiene que ver con un infarto.

A su regreso de la Morgue Judicial, comentaron que no les proporcionaron mayores datos, y que recién mañana se conocerá la causa del deceso de la joven.

Mañana se sabrá causa de muerte

Aguardan el resultado de la autopsia para saber claramente qué ocurrió con la joven. Informaron a su vez que pese al conflicto que hubo en el pasado y la difícil historia familiar de la joven, la arquitecta argentina Marcia Taglioretti es quien está realizando ahora mismo todos los trámites pertinentes tras la muerte de la violinista.

También reconocieron que fue Taglioretti quien la crió desde los 9 meses de edad, la dio un apellido y promocionó su talento para posicionarla como figura de la música nacional.

Desde el entorno allegado a la joven, mencionaron que en la familia natural de Ana Lucrecia existen antecedentes de enfermedad cardíaca por lo que no descartan que su deceso se haya dado por muerte súbita (infarto).

Su carrera

Lucrecia Taglioretti tenía 24 años e integraba el conjunto de cámara de la Orquesta Sinfónica Nacional (OSN). Nació el 25 de diciembre de 1995, a los seis meses de gestación y con solo 900 gramos. La ceguera no le impidió comenzar a ejecutar el violín desde muy pequeña, incorporándose primero al coro del Sanatorio Internacional de Luque.

Desde 2003 formó parte del proyecto “Sonidos de la Tierra”, para luego pasar al Conservatorio Nacional de Música, así como a la Escuela Musical Miranda.

Compartió el escenario con varios artistas como Lizza Bogado, Rolando Chaparro y el colombiano Carlos Vives. También integró el grupo Sonido Urbano junto a Jimena Ramírez y Rodrigo Espinosa, que tuvo a su cargo la apertura del concierto de las Harp Twins en el CCPA.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD