Seis allanamientos y otro empresario imputado por megacarga de cocaína

Otro empresario exportador fue imputado ayer por la megacarga de cocaína incautada en el puerto Terport de Villeta, donde, paralelamente, se revisaron otros contenedores. A la vez, se hicieron seis allanamientos.

Uno de los seis allanamientos de ayer se hizo en el depósito de la empresa Carbosur, en Limpio, cuyo dueño fue detenido.
Uno de los seis allanamientos de ayer se hizo en el depósito de la empresa Carbosur, en Limpio, cuyo dueño fue detenido.

El nuevo imputado por tráfico internacional de drogas es el abogado Alberto Antonio Ayala Jacquet, de 35 años de edad, quien llegó a ser funcionario de la Fiscalía hasta que dejó la institución para dedicarse al rubro de exportación, principalmente de carbón.

El empresario fue detenido ayer de madrugada en un allanamiento a su casa del barrio Sajonia de Asunción, por una comitiva integrada por policías de la Unidad de Investigación Sensible (SIU) y el departamento Antinarcóticos, bajo la supervisión del fiscal Eduardo Royg.

Ayala Jacquet fue el que, sorpresivamente, en las últimas semanas reactivó su empresa unipersonal para alquilar los contenedores dentro de los cuales el lunes último se encontraron los 2.331 kilos de cocaína que debían ser llevados entre bolsas de carbón vegetal desde el puerto Terport de Villeta hasta el puerto de Amberes, en Bélgica.

Otra comitiva encabezada por la fiscala titular de la causa Elva Cáceres allanó también a la madrugada el depósito de carbón de la empresa de Ayala Jacquet, denominada Carbosur, en el kilómetro 38 de la Ruta PY03, en Limpio.

Ya a la mañana, el mismo equipo intervino la oficina de la empresa Sur Agro SA, en el tercer piso del edificio La Negrita situado en las avenidas Luis María Argaña y Perón. En este lugar, se recogieron facturas de operaciones hechas con la empresa Carbosur del abogado Ayala Jacquet.

El cuarto allanamiento, con el fiscal Osmar Segovia, se hizo en una imponente residencia en construcción en el barrio Herrera de Asunción, propiedad del primer imputado, el abogado Cristian César Turrini Ayala, de 49 años, quien ayer compareció en el Palacio de Justicia para su audiencia de imposición de medidas.

Este fue el que compró el carbón vegetal y el que habría mandado a cargar los panes de cocaína en su depósito de Mariano Roque Alonso.

El quinto allanamiento, con el fiscal Augusto Ledesma se practicó en una residencia de verano en San Bernardino, que sería de Turrini.

El sexto cateo, comandado por el fiscal Osvaldo García, fue en una estancia de San José de los Arroyos, también de Turrini, según la Fiscalía.

Turrini denuncia amenazas y queda preso en la Agrupación

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05