Arrestan a tres políticos de Nueva Germania por un atentado mortal

El excandidato a intendente de Nueva Germania, Gerardo Rafael Saiz Silvera (57); el concejal recientemente electo en el mismo municipio sampedrano, Manuel Figueredo Ortega (30), y el operador político de ambos, César Martínez León (50), todos del Partido Demócrata Cristiano (PDC), fueron detenidos ayer en conexión con el atentado que supuestamente fue dirigido contra el exintendente colorado de la citada ciudad, Leonardo Saiz Arce (48), pero en el que murieron un miembro de su equipo político y un candidato a concejal del otro bando.

César Martínez León es arrestado y esposado por un policía.
Fecha	11-11-2021 13:30
César Martínez León es arrestado y esposado por un policía. Fecha 11-11-2021 13:30gentileza

NUEVA GERMANIA, departamento de San Pedro (Iván Leguizamón, Andrés Peralta y Rodrigo Estela, enviados especiales). La operación Nueva Germania del departamento Antisecuestro de la Policía fue ejecutada ayer con dos detenciones en esta ciudad y otra en San Lorenzo.

El principal objetivo de la investigación, el expolicía Gerardo Rafael Saiz Silvera, fue arrestado cuando llegaba a su casa de San Lorenzo. El fiscal Federico Delfino supervisó este procedimiento. En tanto que en otra intervención en la propia Municipalidad de Nueva Germania, dirigida por la fiscala Alicia Sapriza, fue detenido el concejal recientemente electo Manuel Figueredo Ortega.

Paralelamente, en otro operativo en este distrito cayó el operador político César Martínez León. El fiscal Alejandro Cardozo Pereira acompañó a los uniformados en este caso.

Elementos irrefutables

El jefe de Antisecuestro, comisario Nimio Cardozo, declaró que tienen elementos técnicos irrefutables sobre la implicancia de los tres detenidos en el doble homicidio que ocurrió en la noche del 30 de setiembre pasado en el centro de la ciudad. En aquel ataque a balazos murieron Felipe Godoy Amarilla (54) y Bartolomé Morel Gauto (58).

Felipe era ingeniero agrónomo, funcionario del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) y miembro del equipo político de la intendenta colorada ahora reelecta, Alicia González de Saiz, y del esposo de esta, el exintendente y actual precandidato a diputado por San Pedro, Leonardo Saiz Arce.

Bartolomé, en tanto, era candidato a concejal de Nueva Germania por el Partido Demócrata Cristiano (PDC), agrupación que en estas últimas elecciones presentó como candidato a intendente justamente a Gerardo Rafael Saiz Silvera, quien a su vez es tío y principal rival político del aspirante a diputado y de la intendenta que logró el rekutu.

El atentado fue perpetrado por los sicarios badeños Carlos Villa Alta López (prófugo) y Ronaldo Villa Alta López (encarcelado), quienes supuestamente tenían la misión de matar al exintendente Leonardo Saiz y a su esposa, la intendenta Alicia González de Saiz. Sin embargo, como los matones no conocían bien a su objetivo, mataron por error al ingeniero agrónomo Felipe Godoy Amarilla, según la hipótesis de los investigadores.

Campana fallecido

El otro fallecido en el ataque, Bartolomé Morel Gauto, perdió la vida casi de manera accidental, ya que una bala rebotó del suelo y le dio en el cuello. Supuestamente, Bartolomé era el campana que tenía que avisar a los sicarios el momento adecuado para atacar y el que también tenía que desinformar a la Policía luego del atentado para evitar que fueran individualizados los autores materiales, según la tesis de la Policía y la Fiscalía.

Según un cruce de llamadas, el entonces candidato a intendente Gerardo Rafael Saiz Silvera fue el que contrató a los dos sicarios para cometer el atentado. El concejal electo Manuel Figueredo Ortega habría actuado como cómplice de Saiz y prestó su motocicleta para la consumación del ataque, aunque él dice que su biciclo fue robado antes del atentado. El operador político César Martínez León, a su vez, fue el que supuestamente escondió en su casa a los dos sicarios provenientes de Capitán Bado y el que los sacó de Nueva Germania después del doble homicidio

Enlance copiado

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.