Cae un matrimonio por crimen de un agente de la PMT de Ciudad del Este

Un joven matrimonio fue capturado en el distrito caaguaceño de Mariscal López en conexión con el brutal asesinato de un agente de la Policía Municipal de Tránsito (PMT) de Ciudad del Este, ocurrido en la madrugada del Domingo de Pascuas.

Blas Antonio Martínez Aguirre, asesinado.
Blas Antonio Martínez Aguirre, asesinado.gentileza

Los detenidos son Daniel Domínguez Cristaldo, de 30 años, y su esposa Liz Mabel Salgueiro Ortiz, de 25 años, quienes fueron localizados y capturados ayer de madrugada en una casa de la colonia Laterza Cue, en el distrito de Mariscal Francisco Solano López, departamento de Caaguazú.

Lea más: Asesinan a un agente de tránsito en aparente asalto

Policías de Investigaciones de Alto Paraná siguieron al citado matrimonio desde Ciudad del Este, de donde desaparecieron coincidentemente después del homicidio del agente de la PMT Blas Antonio Martínez Aguirre, de 36 años.

El cuerpo de este fue hallado por una de sus hijas, el Domingo de Pascuas, en el inquilinato donde vivía solo en la fracción San Blas del barrio San Isidro de Ciudad del Este.

El agente de tránsito esteño acusó al menos 12 puñaladas al ser atacado aparentemente por dos adictos de la zona, que ya están identificados, quienes a su vez desvalijaron la habitación de la víctima.

Según la investigación de la Policía, los dos autores materiales actuaron por instrucciones del matrimonio ahora detenido. De hecho, Daniel y Liz Mabel habrían llevado al lugar a los dos atracadores

Triángulo amoroso

El jefe de Investigaciones de Alto Paraná, comisario principal Feliciano Martínez, detalló que el móvil del crimen sería pasional, ya que el ahora asesinado Blas Antonio Martínez Aguirre, quien estaba separado de la madre de sus dos hijas, supuestamente mantenía una relación con la ahora detenida, Liz Mabel Salgueiro Ortiz, pese a que esta última está casada con el otro detenido, Daniel Domínguez Cristaldo.

Sin embargo, el agente de la PMT habría descubierto el Miércoles Santo que su novia es casada y por eso terminó con ella.

La mujer, molesta por eso, al salir del inquilinato se llevó las llaves de la pieza y de la moto de su amante, siempre según la investigación.

Posteriormente, Liz Mabel le habría contado a su esposo Daniel Domínguez Cristaldo sobre el “desliz” que tuvo con el agente de la PMT y aparentemente le dijo que era el hombre el que la buscaba.

Esta situación supuestamente motivó a Daniel Domínguez Cristaldo a contratar los dos adictos para que asaltaran a su rival, para darle una lección, pero la víctima reaccionó, se enfrentó contra ellos y terminó muerta.

La identidad de los posibles autores fue descubierta gracias a que llevaron el celular del fallecido para que lo desbloquearan justo en el negocio de un pariente de su víctima.

El fiscal Alcides Giménez confirmó ayer la imputación por homicidio doloso contra el joven matrimonio capturado.

El representante del Ministerio Público resaltó que solo 24 horas antes de morir, el agente de la PMT de Ciudad del Este advirtió a uno de sus hermanos que Liz Mabel podría hacer “cualquier cosa” contra él por haberla dejado.

Reserva activa de la Armada Paraguaya

El ahora fallecido, Blas Antonio Martínez Aguirre, además de ser agente de la Policía Municipal de Tránsito de Ciudad del Este, formaba parte de la Reserva Naval Activa de la Armada Paraguaya en el Área Naval del Este.

Se trata de un grupo de hombres y mujeres civiles que se ofrecen como voluntarios y que reciben instrucción militar y a la vez son usados en eventos específicos, como en mingas ambientales y otras misiones sociales de la Armada.

Blas Antonio asistía cada sábado al cuartel de la Armada como reservista. De hecho, varios de los agentes de la PMT de Ciudad del Este pasaron por el mismo programa militar.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.