Argentinos analizarán huesos de Paso de Patria

Este jueves se labró un acta en donde se estableció el compromiso de cooperación entre la fiscalía de Argentina y Paraguay en un asunto que involucra el hallazgo de restos óseos en Paso de Patria, Ñeembucú.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/L4LUCMMWJBDNDEZE6B2LJGJMFY.jpg

Agentes del vecino país sospechan que entre las tumbas NN podrían estar víctimas de la “Masacre de Margarita Belén” de 1976, traídas y enterradas en el país. El fiscal federal de la provincia de Corrientes, Flavio Ferrini, su par de DD.HH. Santiago González Bibolini, Diego Vigay, fiscal de DD.HH. de la provincia argentina de Chaco y Rogelio Goiburú, coordinador del Ministerio de Justicia se reunieron hoy en el sitio donde el pasado 6 de enero se hallaron los huesos. Los argentinos llevaron algunas muestras de los restos.

El acuerdo implica que el Equipo Argentino de Antropología Forense realice el análisis de los restos óseos. Más excavaciones se realizarán en marzo, en Paso de Patria.

Ferrini manifestó ayer que el Ministerio Público argentino no puede descartar que en dicha fosa se encuentren víctimas de la llamada “Masacre de Margarita Belén”, ocurrida en 1976, cuando unos 22 presos políticos fueron retirados de sus centros de detención y acribillados a balazos. Según testimonios, algunos cuerpos habrían sido enterrados en Paraguay en el marco del Operativo Cóndor.

PUBLICIDAD

El fiscal Santiago González Bibolini dijo que con la ayuda de los antropólogos argentinos establecerán un perfil genético, el cual podrá ser comparado con el banco de datos, tanto del vecino país como el de Paraguay.

La “Masacre de Margarita Belén” se ejecutó al alba del 13 de diciembre de 1976. Una cantidad indeterminada de presos políticos (al menos veintidós según los testimonios recogidos) fueron retirados de sus centros de detención en Resistencia para un supuesto traslado a Formosa.

Pero a pocos kilómetros, cerca de Margarita Belén, una localidad situada a la vera de la Ruta 11, fueron acribillados a balazos. El gobierno militar presentó el episodio como un “enfrentamiento con fuerzas subversivas”, recuerda Clarín.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD