Cartes reconoce negocios con mafioso de la frontera

Fahd Jamil, quien es considerado el capo mafioso de la frontera con Brasil en Amambay, realizó negocios con el empresario y precandidato a la presidencia Horacio Cartes, como el mismo reconoció.

Fahd Jamil fue señalado como el rey de la frontera en Amambay dedicado al negocio del contrabando desde tiempos inmemoriales. También se lo vinculó con el narcotráfico y actualmente se encuentra prófugo de la justicia brasileña, donde se lo busca por evasión impositiva.

Incluso se lo señala como autor moral del asesinato del periodista Santiago Leguizamón.

Este capo mafioso de la zona de Amamabay realizó negocios con Horacio Cartes cuando este tenía su local Humaitá, al que Cartes señala como "una humilde casa de cambios". Pese a ello, Jamil realizó negocios con el humilde local para obtener recursos para la campaña a diputado de su hermano en Matto Grosso do Sul.

En una entrevista concedida en la víspera a ABC Color, Cartes confirma que la forma en que consiguió las estancias que eran de Yamil.


"Nosotros trabajamos con cambios allá, realmente la relación con ese señor, lo de la estancia no fueron siete, fueron tres estancias; que él quedó con deudas, porque tomaba dinero para cereales, y realmente tenía un hermano que estaba en campaña para la diputación en Matto Grosso do Sul", relató el ahora candidato a presidente de la República del Paraguay.

Cartes aseguró que Jamil le entregó las tres propiedades como pago por las deudas que contrajo con su empresa.


"Quedó con cuenta impagas y lo que hizo fue entregar esas propiedades. En mi época la economía no me daba y recuerdo que mis amigos de Brasil entre San Pablo nos ayudaron y se fueron vendiendo dos de ellas y tuvo que devolver el dinero, pero fueron por cuentas impagas. El usó el dinero de la campaña del hermano simulando que hacía el trabajo (de cereales), lo gastó en la política y después quedó con cuentas impagas y entregó las estancias", indicó.

Sin problemas con el alcohol


Respecto a las declaraciones del senador Juan Carlos Galaverna donde señalaba que Horacio Cartes se excedía verbalmente cuando consumía alcohol, señaló que es un hombre de trabajo.

"Gracias a Dios les puedo asegurar que soy hombre de trabajo y (soy el que dice) a qué hora de la madrugada puedo arrancar y a que hora terminamos, me gusta el trabajo", respondió al ser consultado sobre lo que dijo su ex aliado.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.