Choferes de Línea 49 acusan a ministro de ser cómplice de empresario

Choferes de la Línea 49, La Limpeña SA, que están crucificados y algunos con la boca cosida acusan al ministro del Trabajo y al viceministro del Trasporte de ser cómplices del dueño de la empresa: el diputado nacional Celso Maldonado.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/YAPTKOP34BHKNGFXYJ4RS7E7DY.jpg

“Quiero decirles al ministro y al viceministro que son cómplices de la empresa Línea 49”, dijo Juan Villalba, del grupo en protesta, y siguió refiriéndose a que se violaron derechos constituidos en el Código Laboral paraguayo y en convenios internacionales, ya que el trasfondo del despido fue la creación de un sindicato y la desvinculación fue injustificada, por lo que la empresa ofreció indemnizar a los choferes.

Sin embargo, la empresa asegura que fueron 10 los trabajadores despedidos, mientras que ellos aseguran que fueron 51 choferes los despedidos. Actualmente, hay 18 choferes crucificados y otros cuatro con la boca cosida, totalizando 22 personas en la medida de fuerza, quienes están acompañados de sus demás compañeros.

“Sigue la medida de fuerza, no hay ni un acercamiento ni un llamado por parte de los empresarios y mucho menos por parte de este Ministerio de Trabajo, que hoy en día tiene el compromiso mayor con los empresarios que con los trabajadores”, indicó Juan Villalba, uno de los crucificados y presidente de la Federación Paraguaya de Trabajadores de Trasporte.

PUBLICIDAD

Los trabajadores alegaron que formaron el sindicato -que no fue inscripto por el Ministerio y no se sabe por qué motivo- porque estaban hartos de la explotación laboral que sufrían, como jornadas de hasta 16 horas, sin seguro social, con una remuneración por vuelta menor de lo que corresponde, pero la gota que colmó el vaso, según dicen, es que tenían que llevar 18 nuevos afiliados para que voten por Belén Maldonado, hija del diputado y empresario y que ahora es candidata a concejal de Luque. La joven es conocida por ser una de las procesadas por haber comprado notas de la Universidad Católica de Asunción.

Anoche, uno de los choferes, de nombre José Amarilla, abandonó la huelga y ahora se encuentra internado en Emergencias Médicas. El motivo fue que a su padre le detectaron un tumor en la cabeza y debe atenderlo, explicó Villalba.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD