Párroco de San Juan, Ñeembucú, valora ayuda solidaria

SAN JUAN BAUTISTA, Misiones. El párroco de San Juan Bautista de Ñeembucú, Ismael Obregón, valoró la solidaridad de la gente para con las familias damnificadas. Anunció que el jueves 6, a las 9:00, van a cerrar la ruta IV para pedir el asfaltado.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/MGEC3KHL5BHJLDWJFWETEBPA2E.jpg

“Las familias de San Juan Bautista de Ñeembucú, Tacuaras y Guasu Cua; pobladores de las compañía Ciervo Blanco, Barranquerita y Otazú están bajo agua”, dijo el padre Obregón.

El sacerdote celebró la misa de las 18:00 en la Parroquia Nuestra Señora de la Asunción de San Juan Bautista de las Misiones. Estuvo presente el párroco local, Milciades Olmedo.

Durante su homilía el presbítero Obregón describió las penurias que pasan las familias afectadas por la creciente. Añadió que siguen rodeadas por el agua y que solamente pueden llegar a San Juan, Ñeembucú, en tractor.

Resaltó la ayuda recibida de la gente de distintas localidades para dar de comer y abrigar a una población de 7.000 habitantes. Añadió que en San Juan Bautista de Ñeembucú tienen un albergue donde da de comer a unas 200 familias. Según el sacerdote, lo que más necesitan son hortalizas: cebolla, tomate, papa, zanahoria, locote, zapallo y otras verduras.

Subrayó que fue muy valiosa la ayuda de la Entidad Binacional de Yacyreta (EBY) que envió 50.000 kilos de alimentos para los damnificados, así como un medio anfibio para salir a la ruta IV. “Seguimos aislados, hay comunidades totalmente aisladas; las capillas San Francisco de Asís de Ciervo Blanco y San Blas de Otazú, están bajo agua”, dijo el padre Obregón.

Recordó que también pasa por situaciones difíciles por la incomprensión de la gente que tiene medios de sustento y capacidad económica. Mencionó casos de ganaderos con 2.000 cabezas y de docentes que también piden víveres. “Pero procuramos dar mayor prioridad a la gante humilde a los más necesitados”, puntualizó.

Sin embargo "la ayuda, la solidaridad, con humildad y amor nos alienta a superar y seguir adelante”, manifestó el párroco de San Juan Bautista, Ñemebucú, Guasu Cua y Tacuaras.

Obregón señaló que el jueves 6 de junio, a partir de las 9:00, los pobladores van a cerrar la ruta IV. Los afectados por las inundaciones pedirán a las autoridades del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) el asfaltado de 42 kilómetros de camino que une San Juan Bautista de Ñeembucú con la ruta IV, en el cruce Toledo.

Informó que en la movilización estará también el obispo de Misiones y Ñeembucú, Mons. Pedro Collar Noguera. El obispo va a acompañar el reclamo de los damnificados.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.