Las fake news, enemigas de la verdad y aliadas de la manipulación

Las novedades que envuelven la figura de famosos venden por su trascendencia; muchas veces, inventar una historia es el camino más eficaz para hacerse conocido en los medios o manipular a la opinión pública. Las fake news son la antítesis del periodismo profesional.

La masiva digitalización de los medios produjo que cada minuto, millones de noticias falsas sean publicadas en las distintas plataformas de interacción.
La masiva digitalización de los medios produjo que cada minuto, millones de noticias falsas sean publicadas en las distintas plataformas de interacción.Imagen extraída de la web

Las noticias falsas no solo son utilizadas para ganar fama, sino que también con el objetivo de generar una tendencia en la postura de la opinión pública con respecto a ciertos temas políticos. La masiva digitalización de los medios produjo que cada minuto, millones de noticias falsas sean publicadas en las distintas plataformas de interacción. Las fake news constituyen una enfermedad en estos tiempos y el único antídoto parece ser el auténtico periodismo.

Últimamente, es costumbre escuchar la frase de “lo leí en Facebook” cada vez que una persona nos informa sobre algún tema importante y exclusivo. Los creadores de las noticias falsas se aprovechan de la desinformación de la gente, utilizan mecanismos para llamar la atención del usuario y así hacer que la noticia se vea con mayor seriedad y legitimidad.

Las fake news no solo pertenecen a estos tiempos, décadas atrás, también existían historias inventadas para ganar fama y que el nombre del autor se haga conocido. En el año 1938, hasta se había publicado un artículo con la “noticia” de que se avecinaba un ataque extraterrestre. Pero si hay una diferencia entre esa época y esta es el Internet.

PUBLICIDAD

La velocidad con la que trabaja la web y el poco tiempo que duran las publicaciones para llegar a millones de hogares es un arma de doble filo. Por un lado, la instantaneidad de las plataformas digitales sirve para que noticias trascendentes sean difundidas en cuestión de segundos, pero también contribuye para que cuentas no oficiales posteen informaciones que simplemente son manipuladas, exageradas o inventadas.

Según empresas de comunicación digital, cada minuto se hacen casi cuatro millones de búsquedas en Google, se registran 900 mil accesos a Facebook y se envían más de 150 millones de emails. Con esta inmediatez, billones de noticias falsas pueden viajar sin restricción a través del internet.

LAS TRAMPITAS DE TRUMP Y BOLSONARO

Las fake news que se expandieron a lo largo de todas las redes tuvieron una participación masiva en la política en los últimos años. El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, fue acusado de utilizar las noticias falsas para limpiar su nombre y, al mismo tiempo, censurar las propuestas de sus contrincantes.

Las fake news que se expandieron a lo largo de todas las redes tuvieron una participación masiva en la política en los últimos años.

La campaña electoral de Trump fue vinculada con la utilización de los medios alternativos y cuentas falsas con tinte oficial para ganar puntos con la sociedad. En otras palabras, Donald se aprovechó de la credulidad de la gente y tomó caminos turbios para expandir su mensaje a través de fake news y así facilitar su llegada a la Casa Blanca.

Los medios alternativos pueden ser muy peligrosos, porque al estar bajo el mando de una determinada personalidad política, actúan para desinformar, confundir y hasta engañar en pos de favorecer sus intereses. Cada vez hay más procesos electorales que se ven salpicados por el engaño y la manipulación por medios virtuales.

En Brasil, el entonces candidato y actual presidente, Jair Bolsonaro, utilizó a grupos de WhatsApp como trampolín para producir cientas de fake news durante su campaña. Según investigaciones, había personas que se dedicaban única y exclusivamente a difundir noticias falsas y “desmentir a la prensa” en la aplicación de mensajería instantánea que 6 de cada 10 brasileños posee.

Además de la ya exagerada manipulación que suponía el entrar forzadamente a los teléfonos de millones de brasileños, también el hijo del político utilizó sus redes para apoyar la campaña de su padre con informaciones que fueron desmentidas luego de la elección. Ante el problema de las fake news en la política, Uruguay, que se encuentra en plenas elecciones, inició una alianza entre agentes sociales como periodistas, movimientos y universidades, para no solo asegurar que la ciudadanía reciba información veraz, sino también desmentir los hechos que no correspondan a la realidad.

INVENTAN DECLARACIONES DE CR7

Muchas veces, personas relacionadas con la comunicación quieren hacerse de fama a costa de celebridades, ya que estas personalidades tienen sus propios fanáticos y también detractores; es decir, lo que se publica sobre ellas tiene directamente una repercusión inmediata. Lo que hacen algunos es utilizar el peso que tienen ciertos nombres de celebridades, inventando historias sobre su figura, manipulando imágenes o datos y dejándolos en una incómoda posición frente a la opinión pública.

Cristiano Ronaldo, futbolista de la Juventus, había sido denunciado por cometer el delito de violación el año pasado y los millones de reportes de todas partes del mundo no se hicieron esperar.

Si nos remitimos a un suceso que siempre da que hablar, genera polémicas y escándalos, nos estamos refiriendo al fútbol. Las estrellas del deporte rey suelen estar en el ojo de la tormenta y cada pequeño artículo escrito sobre un crack del fútbol tiene una gran cantidad lectores e interacciones.

Según estudios de ESPN, el deportista más famoso del mundo es Cristiano Ronaldo, dato que puede ser comprobado fácilmente con sus más de 150 millones de seguidores en Instagram, aplicación donde es la persona que cuenta con más fans. El portugués, con sus declaraciones y acciones ha sido una celebridad polémica a lo largo de su carrera, hecho que aumenta el enfoque de las cámaras hacia todo lo que realiza.

El futbolista de la Juventus había sido denunciado por cometer el delito de violación el año pasado; los millones de reportes de todas partes del mundo no se hicieron esperar. Ante las preguntas sobre el tema, Ronaldo había manifestado ante la prensa que estaba con la conciencia tranquila y que se encontraba absolutamente sorprendido con la situación.

La revista alemana, Der Spiegel, tenía como reportero estrella a Claas Relotius, ganador de múltiples premios al periodista del año en el país de la cerveza; dicho comunicador escribió un artículo y publicó unas frases que, supuestamente, CR7 había declarado frente a un juez. Las palabras escritas en ese documento hacían quedar muy mal al futbolista, pues eran prácticamente una aceptación de su culpabilidad.

Las personas que no estaban muy informadas acerca del caso, inmediatamente expresaron su repudio hacia Ronaldo, pero lo que no sabían, era que el jugador no había ni pisado una corte hasta ese momento, lo que hacía imposible que unas declaraciones suyas se hayan “filtrado”. Las especulaciones de que el artículo se trataba de fake news iniciaron y, ante la presión, finalmente el periodista aceptó haber inventado la historia. La revista lo despidió y Relotius devolvió todos sus galardones, tiempo después, más historias falsas de su autoría fueron descubiertas.

Asimismo, miles de otras historias con relación a cantantes, actores y demás celebridades fueron publicadas en los últimos años. A veces, las fake news llegan hasta un punto en el que la persona que las produce se toma el tiempo de editar imágenes y falsificarlas con el fin de hacer que el famoso quede mal parado y, a la vez, ganar fama.

Varias denuncias, conflictos y despidos fueron ocasionados a causa de los que intentaron manchar la imagen de personalidades famosas. Al final, la realidad siempre sale a la luz, pero las fake news siguen apareciendo.

SUCESOS CURIOSOS E INCREÍBLES

Como la última fase de las noticias falsas que recorren en la web quedan las publicaciones curiosas sobre determinados hechos que interesan a mucha gente por su peculiaridad. En Internet, podemos encontrar miles de páginas que cargan nuevos artículos cada minuto y, en su mayoría, son fake news utilizadas para ganar vistas y seguidores.

Hemos visto de todo en la web en los últimos años, desde asteroides con rumbo a la tierra, descubrimiento de curas para enfermedades graves, archivos secretos de la NASA o el Vaticano filtrados y hasta tortas donde se distinguía el rostro de Jesús. Algunas son más creíbles que otras, pero resulta prácticamente imposible diferenciar y clasificar lo real en un mar de fake news que inunda todas las redes sociales existentes.

Para no caer en el juego de las fake news, se recomienda tener paciencia y no dejarse llevar por las emociones del momento, analizar fríamente de donde sale la información y comprobar todo en medios oficiales.

Reportaje de Diego Benítez (19 años)

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD