El pintor y escultor mexicano Manuel Felguérez muere a los 91 años

MÉXICO. El pintor y escultor mexicano Manuel Felguérez, uno de los autores más reconocidos de la Generación de la Ruptura, falleció a los 91 años, informó este lunes la Secretaría de Cultura.

El pintor y escultor mexicano Manuel Felguérez, en su taller de Ciudad de México, durante una entrevista con Efe en el año 2017.
El pintor y escultor mexicano Manuel Felguérez, en su taller de Ciudad de México, durante una entrevista con Efe en el año 2017.Alex Cruz

“Anoche murió el maestro Manuel Felguérez, artista total de México. Su legado es vasto y diverso, su obra, reconocida mundialmente, nutrió la obra de otros artistas”, informó la ministra de Cultura, Alejandra Frausto, en Twitter.

La titular de la Secretaría de Cultura calificó a Felguérez (12 de diciembre de 1928, Zacatecas) de una persona “generosa y extraordinaria, entrañable”. “Mi sentido pésame y acompañamiento a su familia, en especial a Meche (su esposa)”, concluyó Frausto.

Hasta el momento se desconocen las causas de la muerte, pero tras publicarse la noticia, las redes sociales se han inundado de mensajes de pésame y reconocimiento para este reconocido artista. El gobernador del estado de Zacatecas, del centro-norte del país, Alejandro Tello, dijo que tras la muerte del artista “Zacatecas y México están de luto”.

“Hemos perdido a un hombre excepcional y a uno de los mayores exponentes del arte abstracto en el mundo: maestro, pintor y escultor”, manifestó Tello.

PUBLICIDAD

Felguérez recibió la Medalla Bellas Artes en 2016 y “fue protagonista en el diálogo de México con la escena del arte moderno internacional”, de acuerdo con la Secretaría de Cultura. Su obra abarcaba sobre todo pintura, escultura y grabado, pero también escenografía, y evidenciaba una inquietud por buscar nuevas técnicas, materiales y formas de encauzar distintas posibilidades de representación.

Formado en México y en Francia, Felguérez era uno de los autores más reconocidos de la Generación de la Ruptura mexicana, un movimiento que surgió en los cincuenta con un grupo de jóvenes que criticaba el nacionalismo y tuvo entre sus detractores al muralista David Alfaro Siqueiros.

En una entrevista con Efe en abril del 2017, el afamado artista explicó la relación entre el fin último del arte y su polémica relación con el dinero. “El arte no es una mercancía, y no se hace con la intención de vender. Su intención es comunicar y transformar la sociedad. Y si se vende, pues qué sabroso”, explicó entonces desde el luminoso taller que escondía su casa del sur de la Ciudad de México. En ese entonces, este artista disruptivo se mostró como alguien incombustible, pues a sus casi 90 años estaba preparando un exposición que, aseguró, sería “muy espectacular de tamaño y novedad”.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD