Yaguareté negro muere a los 18 años en cautiverio

CIUDAD DEL ESTE (De nuestra Redacción Regional). Un ejemplar de yaguareté negro (pantera onca) que estaba al cuidado del Centro de Investigación de Animales Silvestres (CIASI) de la Itaipú Binacional, en Hernandarias, murió a los 18 años de edad aparentemente por causas naturales.

El yaguareté negro “Chito”, emblema de la reserva CIASI de la  Itaipú Binacional,  murió a los 18 años por causas naturales.
El yaguareté negro “Chito”, emblema de la reserva CIASI de la Itaipú Binacional, murió a los 18 años por causas naturales.Archivo, ABC Color

La muerte del animal felino, apodado “Chito”, se produjo el pasado sábado, pero recién ayer se dio a conocer del hecho, desde la Itaipú Binacional.

“Chito” había ingresado al CIASI en octubre de 2001, cuando aproximadamente tenía seis meses de edad. Provenía del distrito de Tacuatí, en el departamento de San Pedro.

Cuando llegó al Centro Ambiental detectaron que adolecía de malformaciones óseas y descalcificación a consecuencia de una mala alimentación en sus primeros meses de vida. Esto provocó una enfermedad metabólica irreversible, cuyas anomalías lo acompañaron durante toda su vida.

PUBLICIDAD

Pero estos múltiples achaques no le impidieron a “Chito” gozar de una larga vida, incluso por encima del promedio normal de su especie. Fue gracias al cuidado especial que se le brindó a lo largo de estos años.

Recibió múltiples chequeos médicos y tratamientos preventivos, como cortes de garra y desparasitaciones internas y externas periódicas, así como actividades de enriquecimiento ambiental con los cuales interactuaba de manera activa.

Según informes de la binacional, la semana pasada, Chito disminuyó gradualmente su ingesta de alimento, lo que fue comunicado al equipo veterinario.

PUBLICIDAD

El pasado 14 de febrero, ya no respondió al llamado de sus cuidadores para ingresar a la contención y realizar la limpieza del recinto. Se encontraba en estado letárgico, con una alteración en la respiración y apático. Se le administró una dosis de analgésico, a fin de aliviar cualquier dolor.

Prolongación de linaje

Siendo ya senil para su especie (promedio de vida en libertad 12 a 15 años), en marzo del 2017 se le practicó una colecta de células reproductivas, en el marco del proyecto de “Criopreservación de Semen de Felinos Sudamericanos”, para así extender su linaje.

El CIASI, como pionero en el país en banco de germoplasma para la especie, cuenta con las células reproductivas de este ejemplar, permitiendo así que en el futuro, pueda dar descendencia a través de técnicas de reproducción asistida o inseminación artificial.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD