Alberto Fernández inicia su gobierno con la economía en “caída libre”

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, prometió en el inicio de su Gobierno ordenar la golpeada economía del país, detener su “caída libre” y sacarla de su “virtual default”. Abogó por el fortalecimiento del Mercosur.

El nuevo mandatario de Argentina, Alberto Fernández, junto a su vicepresidente Cristina Fernández de Kirchner, quien además presidirá el Senado. Es investigada en varias causas por presunta corrupción y tiene un juicio oral en curso, pero tiene fueros.
El nuevo mandatario de Argentina, Alberto Fernández, junto a su vicepresidente Cristina Fernández de Kirchner, quien además presidirá el Senado. Es investigada en varias causas por presunta corrupción y tiene un juicio oral en curso, pero tiene fueros.GENTILEZA

BUENOS AIRES (AFP, EFE). “La Argentina que buscamos construir es una Argentina que crezca e incluya”, afirmó Fernández en la sesión de investidura ante la Asamblea Legislativa.

En un discurso de fuerte contenido económico, dedicó varios minutos a hacer un diagnóstico del escenario en el que asume, que, con una recesión iniciada en abril de 2018 y una caída del PIB calculada para este año del 2,8%, a su juicio no es ya de “estancamiento” sino de “caída libre”.

Al precisar números que calificó de “terroríficos”, recordó que la inflación, que cerraría este año en niveles cercanos al 55%, es la más alta de los últimos 28 años, que la tasa de desempleo –10,6 % en el segundo trimestre– es la más elevada desde 2006 y la pobreza –35,4% en el primer semestre– es la más alta desde 2008.

PUBLICIDAD

“Argentina no para de achicar su economía”, advirtió el nuevo mandatario, quien precisó que la caída del PIB ha hecho mella particularmente en la industria nacional y las pymes, configurando un escenario de “extrema fragilidad” para la economía y el tejido social.

Aseveró que el Gobierno del saliente Mauricio Macri deja al país “en una situación de virtual default” (cese de pagos) y con un nivel de endeudamiento “con un manto de inestabilidad que desecha cualquier posibilidad de desarrollo”.

Fernández hizo promesas concretas, como incentivar el empleo juvenil y un plan de reactivación de obras públicas, con proyectos de infraestructura de ejecución rápida y que generen “gran empleo de mano de obra local”.

PUBLICIDAD

Fortalecer el Mercosur

El nuevo presidente de Argentina hizo un repaso a los puntales que definirán su política internacional, en la que apuesta por posicionar a Argentina como una “tierra de amistad y relaciones maduras con todos los países ” y que se integre en una América Latina que ve como un “hogar común”.

“Vamos a robustecer el Mercosur (Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay) y la integración regional, en continuidad con el proceso iniciado en 1983 y potenciado desde 2003”, afirmó.

Aseguró que “no hay más lugar para colonialismos en el siglo XXI”.

Su vida privada, poco conocida

Sus críticos lo consideran a Alberto Fernández como camaleónico por haber acompañado a sectores ultraliberales, como el de Domingo Cavallo, y a populistas de izquierda como los Kirchner.

En su defensa, dijo que se siente “un liberal de izquierda, un liberal progresista”.

Desde hace 30 años, es profesor de Derecho en la Universidad de Buenos Aires, donde se graduó. Vive en pareja con la periodista y actriz Fabiola Yáñez, en Puerto Madero, una de las zonas más caras de Buenos Aires.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD