Dudoso origen de millonarias ganancias

Uno de los elementos que forman parte de la denuncia por lavado de dinero contra la dirigencia del Sportivo Luqueño leal a los González Daher es la situación económica del club.

Mientras la dirigencia hablaba de ganancias millonarias, el club tuvo que pedir a la APF a finales del 2018 un adelanto del pago por televisación correspondiente al 2019, para pagar sueldos de funcionarios y jugadores; además, frenaron durante meses la reparación del estadio por falta de fondos.

En estos años, según los datos de los Estados contables revelados en las asambleas, el Club Sportivo Luqueño supuestamente habría generado cerca de US$ 10 millones de ingresos, unos G. 55.571.704.237.

Curiosamente, la directiva no detalló los orígenes de esos fondos. No mostraron, por ejemplo, las recaudaciones por cuotas sociales.

PUBLICIDAD

Lo que sí se sabe, según la denuncia, es que la APF entregó a Luqueño por la televisación de sus partidos en los últimos tres años US$ 2.560.000; por participaciones en la Copa Sudamericana recibió unos US$ 1.050.000 y por ventas de jugadores cerca de US$ 1.500.000. Sumado todo eso, además de por la venta de entradas para los partidos, solo alcanza la mitad de los ingresos declarados. El origen de cerca de US$ 5 millones es cuestionado por la denuncia.

La situación es mucho más llamativa si se tiene en cuenta que a pesar de los millonarios ingresos declarados, en diciembre del año pasado funcionarios del club tuvieron que manifestarse debido al atraso en el cobro de sus haberes.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD