Abdo admite pobre ejecución de Salud y olvida corrupción

El presidente Mario Abdo Benítez dio ayer su segundo informe anual ante el Congreso, sin mayores autocríticas y omisión a los hechos de corrupción, salvo un tímido reconocimiento de la baja ejecución de solo US$ 4 millones del préstamo de US$ 1.600 millones para la compra de insumos covid-19.

SOLO US$ 4 MILLONES PARA SALUD
SOLO US$ 4 MILLONES PARA SALUDArchivo, ABC Color

En el salón de convenciones del Banco Central del Paraguay (BCP), el presidente Mario Abdo Benítez presentó ayer a la mañana su informe de gestión (el segundo en su mandato) ante el Congreso nacional que sesionó de manera virtual por teleconferencia, como medida sanitaria contra el covid-19.

Acompañado de sus ministros y principales asesores, el informe del Jefe de Estado se extendió por más de 80 minutos y el documento impreso tiene una extensión de 142 páginas.

En su discurso el Mandatario realizó un largo relatorio de su gestión durante su segundo año de mandato.

La única tímida autocrítica que hizo Abdo Benítez fue la baja ejecución presupuestaria en el Ministerio de Salud Pública luego de recibir el dinero aprobado de la Ley de Emergencia de US$ 1.600 millones para afrontar la pandemia. Es decir, US$ 4 millones de un total de US$ 94 millones que le fueron girados a la cartera sanitaria desde el Ministerio de Hacienda.

El Presidente evitó hacer comentarios sobre los escandalosos casos de corrupción en las compras de insumos covid (Dinac, Petropar y Salud). Sí se centró en hacer énfasis en los números favorables, como la ejecución encaradas por el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones y el Ministerio de la Vivienda.

Aseguró que todo el dinero que se prestó para combatir al covid-19 se está usando para el objetivo de poner freno la pandemia.

“Desde el Poder Ejecutivo, tomamos la decisión de apostar por la transparencia, por eso creamos la Comisión Especial de Supervisión y Control de Compras Covid-19, encargada de acompañar y garantizar la transparencia de todos los procesos de compra del Ministerio de Salud”, dijo.

En el plano económico, el Jefe de Estado resaltó que Paraguay tiene una “hoja de ruta” para la reactivación económica, que según señaló ya hay señales de mejoría en junio, un plan de reactivación económica que presentó el lunes pasado y que se basa en inversiones por US$ 2.500 millones en total y que prevé un nuevo préstamos de US$ 350 millones.

La deuda pública total, que incluye la administración central y entidades descentralizadas, ya se sitúa en US$ 10.868 millones, lo que equivale a 29,9% del PIB.

Dice que en el exterior valoran lucha anti-covid

“El mundo nos ve con buenos ojos. Han tomado de ejemplo nuestra lucha contra la pandemia, han reconocido los mecanismos que hemos implementado para buscar la transparencia, los medios internacionales de economía confían en que nuestro país será de los primeros en levantarse. Estoy seguro de que a muchos les llaman amigos que están en otros países y les dicen: ¡Qué bien Paraguay! Pero nosotros, ¿nos estamos viendo así? ¿Por qué nos cuesta tanto valorar lo que hemos hecho? ¿Todo ha sido perfecto? No, aún nos falta mejorar mucho. Pero la línea está trazada, estamos promoviendo la transparencia y luchando contra la corrupción”, expresó Mario Abdo Benítez en su discurso.

Luego, el Mandatario contó que su familia vive ese día a día, esa lucha diaria “por querer hacer siempre lo mejor para todos los paraguayos”. También citó al papa Francisco, recordando su frase de que todo el sufrimiento no habrá servido de nada si no construimos entre todos una sociedad más justa. Por último, invocó a Jehová para encomendar el camino del Paraguay a Dios.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD