Citronela contra el dengue

La citronela (Cymbopogon nardus) es una especie originaria de las islas de Indonesia que se adaptó y se multiplicó de manera satisfactoria en el Paraguay. En este artículo nos enfocaremos debido a la pertinencia del momento a su uso como repelente natural del mosquito Aedes aegypti, agente causal del dengue.

Cultivo de citronela en el distrito de Tacuaras, departamento de Ñeembucú.
Cultivo de citronela en el distrito de Tacuaras, departamento de Ñeembucú.

Ingeniero agrónomo Alfredo Salinas Daiub

La citronela ha contribuido positivamente con la salud pública, el medio ambiente, la diversidad genética, y además es una alternativa productiva dentro de la diversificación agrícola y mitigadora ante el cambio climático.

Las hojas tienen cierto parecido con el cedrón kapi’i (Cymbopogon citratus) que es del mismo género, pero al estrujar las mismas podemos darnos cuenta de que poseen diferentes aromas u olores y es por los compuestos activos como aceites esenciales que componen las hojas de la citronela. Gracias a estas sustancias tenemos hoy día productos a base de citronela muy solicitados como los domisanitarios, espirales, velas, etc. Nosotros viendo todos estos aspectos tan positivos de la citronela hemos solicitado a través de una propuesta presentada, se declare de interés municipal, su cultivo en los hogares del centro y barrios periféricos de la ciudad de Pilar, la cual ha sido declarada.

PUBLICIDAD

Por una esponja

Las propiedades repelentes de la citronela están totalmente comprobadas y demostradas, y como muestra solo podemos mencionar la gran mayoría de los productos domisanitarios, espirales, velas, esencias y otros que lo confirman plenamente.

Como ejemplo para uso en la casa, podemos mencionar que la esencia de citronela se utiliza empapando una esponja y esa se cuelga en las habitaciones actuando de repelente, su aroma hace que no solo mosquitos se aparten del lugar, tambien moscas y otros insectos voladores.

PUBLICIDAD

Con alcohol rectificado

Otro ejemplo practico que podemos dar es el de colocar unas hojas de citronela en alcohol rectificado, eso libera las sustancias repelentes que tiene, y uno puede frotarse los brazos, las piernas y el cuello.

A modo de dato podemos mencionar que los refugios biológicos de la Itaipú binacional están todos cercados por la citronela, lo cual no es casualidad es un ejemplo de su utilización.

Se industrializa en Tacuaras

Otro aspecto muy importante y ya entrando en el campo productivo con satisfacción podemos decir que en los últimos años se ha instalado en el distrito de Tacuaras (Ñeembucú), una planta procesadora de esencias de especies aromáticas, entre ellas la citronela. La citada industria requiere una cantidad aproximada de 50 hectáreas de citronela para poder trabajar de manera óptima, esta posibilidad se da para los pequeños productores que podrían entrar a comercializar pequeñas parcelas del cultivo de citronela con la mencionada industria.

De interés municipal en Pilar

Al declararse de interés municipal, la plantación de la especie mencionada, hemos salido a los barrios, residencias universitarias, colegios, escuelas, a plantar las mudas de citronela. De cada planta madre se obtiene un poco más de 100 mudas, con dos o tres mudas por lugar ya es una buena forma de contribuir a repeler a los mosquitos, el compromiso posterior es que cada vecino vuelva a distribuir las mudas obtenidas y así llegará un momento que tendremos citronela lo necesario en cada hogar.

Crotalaria con citronela en la casa

Es conocida también la propiedad de la crotalaría que atrae a las libélulas que se comen la larvas de los mosquitos, actuando como agente controlador natural, por lo que se puede pensar en una combinación crotalaría y citronela en la casa.

Finalmente, la naturaleza, así como castiga, suele ser benévola con nosotros al entregarnos una especie vegetal que puede contribuir positivamente en esta lucha tenaz contra el mal.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD