Papel o telas en paredes

Además de la pintura existen opciones para embellecer las paredes: el empapelado y el entelado son dos bellas alternativas.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/EJFIJU4DVJAWFL2HLFC7HUZFY4.jpg

Arnaldo Figueredo, experto en empapelados, afirma que en paredes nuevas se hace el enduido, que consiste en la aplicación de una pasta para alisar bien la superficie. Luego se lija y se pasa un sellador líquido. Sobre la pintura al agua también se puede aplicar el empapelado, pero lo ideal es que esté enduida la pared, pues se adhiere mejor el papel.

Agrega que “el primer paso es medir el muro, considerar la altura principalmente; se elige el motivo, se aplica un pegamento especial al papel y se pega al muro. Con ayuda de un tirador (parecida a una llana), se estira el papel, siempre desde el centro hacia el borde del empapelado, de modo a extraer el pegamento sobrante. Un trapo blanco de algodón servirá para retirar los restos del pegamento y se deja secar un día. No puede pegarse donde hay humedad”.

El entelado como opción 

PUBLICIDAD

Patrocinio Santander, quien se dedica a entelados de muros, dice que es recomendable comprar una tela de tapicería que exceda las medidas, por ejemplo, para 2,50 m comprará 2,80 m, ya que lo primordial es encuadrar la tela. Las telas más usadas son de chenille y símil cuero, con diseños geométricos o lisos, para dormitorio y comedores. 

Recuerde que entelar una pared no resulta tan económico, pero es agradable a la vista y dura varios años. Se coloca con soportes de madera y espuma para lograr el efecto.

Fotos: decoración de Mabel Meza.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD