Descabellada idea de liberar a Carmen Villalba

Uno de los principales temas que llaman la atención desde la semana pasada es la idea de la abogada Daysi Irala de pedir la libertad condicional o indulto para la secuestradora Carmen Villalba, al alegar que ya cumplió las dos terceras partes de su condena y también un buen comportamiento. Sin embargo, las autoridades judiciales deben analizar la foja de la criminal, quien registra una fuga, varios intentos y numerosas revueltas, por lo que ahora está presa en la FOPE. La descabellada idea planteada permitiría que Carmen cumpla su anuncio de que ni bien salga del penal se una al brazo armado del EPP en el monte, para seguir delinquiendo.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/F7X3TMT7MNHMLHVGLUZNTED5VQ.jpg

Carmen María Villalba Ayala, de 42 años, nació en la ciudad de Loreto, el 16 de agosto de 1974, aunque vivió en la casa de su familia, en Concepción, hasta antes de mudarse con Alcides Osmar Oviedo Brítez (43) e iniciar su carrera delictiva.

Actualmente, la mujer es considerada como una de las cabecillas ideológicas del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), banda que ya perpetró 19 asesinatos de civiles y 13 crímenes de policías, en 75 atentados.

De hecho, la misma Carmen se ratificó en cada oportunidad que tuvo ante los medios de prensa que va a morir por su causa y que ni bien salga de prisión se uniría en el monte al brazo armado del EPP, que opera en la actualidad al mando de su hermano menor Osvaldo Villalba, a quien justamente ella arrancó de su hogar y lo incitó a volcarse a la vida criminal.

Primeros pasos, en Chile

Según informes que recibió la Policía paraguaya, la pareja integró la cuadrilla que en 1996 rescató de una prisión de máxima seguridad de Santiago de Chile al guerrillero Mauricio Hernández Norambuena, alias “el Abuelo”, líder del Frente Patriótico Manuel Rodríguez (FPMR).

Esta acción fue considerada como el inicio de sus actividades extremistas, ya que hay reportes de que meses antes hicieron varios viajes al citado país, justamente para recibir adiestramiento ideológico y entrenamiento paramilitar.

El 15 de diciembre de 1997 Carmen participó del robo frustrado a la sucursal del Banco Nacional de Fomento (BNF) de Choré, en el departamento de San Pedro, causa por la que fue detenida y estuvo encerrada en el penal del Buen Pastor de Asunción por dos años.

Luego de salir libre, Carmen y su pareja reagruparon su cuadrilla y ya como militantes del Partido Patria Libre empezaron a entablar contactos con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Entre el 16 de noviembre de 2001 y el 19 de enero de 2002 fue una de las participantes directas del secuestro de María Edith Bordón de Debernardi, ya que operaba como la cocinera de la casa donde mantuvieron en cautiverio a la víctima, en el barrio Palomar de la capital.

Captura, fuga y recaptura

El 16 de julio de 2003 la mujer fue capturada por segunda vez en un aguantadero de la localidad de Sanguina Cue, distrito de Lima, departamento de San Pedro, luego de un enfrentamiento del que logró escapar su pareja, Alcides Oviedo Brítez, pero falleció el guerrillero Germán Aguayo (29).

Pero el 24 de junio de 2004, a casi un año de estar encerrada, Carmen Villalba llamativamente se fugó de la cárcel del Buen Pastor de Asunción, presuntamente al sobornar a algunas celadoras, ya que no hubo indicios de que haya violentado su celda.

El 2 de julio de 2004 la criminal fue recapturada en San Lorenzo, después de que se enfrentara con ametralladoras y granadas contra la Policía. El operativo también derivó en la detención de su concubino, Alcides Oviedo, y de Aldo Meza.

El 4 de mayo de 2005 Carmen, Alcides y Aldo fueron condenados a 15 años de prisión más 3 años de medida de seguridad, al ser hallados culpables del secuestro de María Edith Bordón de Debernardi.

La mujer compurgará su pena el 9 de julio de 2018, y las medidas de seguridad en 2021.

Amenazas, peleas y amotinamientos

Desde que fue devuelta a la cárcel, protagonizó varias peleas, incidentes, revueltas, amotinamientos y amenazas de muerte a sus compañeras y celadoras y autoridades judiciales.

El 9 de mayo de 2006 fue sancionada por encerrarse en su celda con un candado y sacar a golpes un balancín.

El 13 de julio de 2006 protagonizó un altercado al exigir que la secuestradora Francisco Andino compartiera su misma celda.

El 5 de agosto de 2006 Carmen Villalba fue herida de una estocada en el muslo izquierdo al atropellar en su celda a la conocida asaltante Blanca Rosa González, en su primera puja por dirigir a la población penal de la cárcel del Buen Pastor.

El 30 de agosto de 2006 amenazó e intentó agredir a la fiscala Celia Beckelmann, durante una requisa en su celda.

El 24 de diciembre de 2006 Carmen Villalba y Alcides Oviedo se casaron en el cuartel de la Agrupación Especializada de la Policía, en una ceremonia civil y religiosa que congregó solo a los familiares de cada uno.

El 11 de junio de 2007 la secuestradora tomó de rehén a la celadora Blanca Antonia Torales Vera, a quien introdujo a su celda luego de apretarla con un cuchillo. Por este hecho fue acusada y está pendiente a un juicio en el que podría ser condenada a otros 12 años.

El 14 de octubre de 2008 Carmen Villalba y Francisca Andino lideraron un amotinamiento que duró casi dos días, a lo que siguió una requisa en el penal.

El 22 de octubre de 2008 las internas de la fábrica de confecciones denunciaron que Carmen Villalba las amenazaba de muerte por no querer unirse a los amotinamientos que ella organizaba.

El 7 de abril de 2009 la dirección de Buen Pastor informó que Carmen le arrebató el cuaderno de oficio de informe de la mano de una de las celadoras de su pabellón y que luego la insultó y casi la agredió, para demostrar su superioridad ante las demás convictas.

El 4 de mayo de 2009 generó una nueva revuelta, al instar a sus compañeras a levantarse contra las autoridades, durante el “festejo” por el atentado del EPP contra el Palacio de Justicia de Asunción.

El 6 de agosto de 2009 varias reclusas se amotinaron, quemaron colchones y agredieron con cascotes a tres guardiacárceles, en respuesta a la restricción de visitas para prevenir el contagio de la gripe A H1N1, en otro presunto acto encabezado por Villalba.

El 23 de marzo de 2010 Carmen Villalba y las otras reclusas vinculadas con el EPP se amotinaron durante dos días y después fueron reducidas con disparos de balines de goma.

El 8 de diciembre de 2010 unas 30 internas del Buen Pastor, dirigidas por la secuestradora Carmen Villalba, se manifestaron contra las celadoras, tras las requisas de dos teléfonos celulares del pabellón donde están recluidas las integrantes del grupo de apoyo del EPP.

El 17 de setiembre de 2012 solicitaron el traslado de Villalba porque ya no respetaba a las celadoras y frecuentemente las amenazaba.

El 14 de marzo de 2013 encabezó un motín en protesta por la instalación de una cámara de circuito cerrado frente al pabellón donde están albergadas. El 1 de agosto de 2013 se recibió un informe de que Carmen Villalba y Francisco Andino iban a fugarse a través de un túnel.

El 23 de agosto de 2013 fue intervenido el penal por un intento de fuga de la secuestradora.

Desde entonces, Carmen Villalba está presa en la sede de la FOPE, en Tacumbú, al lado de la Agrupación Especializada, donde está su marido Alcides Oviedo Brítez. Las autoridades urgen la construcción de un penal de máxima seguridad.

Un informe de la fiscala Celia Beckelmann habla de la conducta hostil de Carmen Villalba y la incapacidad de las guardiacárceles de contener su conducta, por lo que se recomienda la construcción de un penal de máxima seguridad.

ileguizamon@abc.com.py