El anillo de compromiso: historia, tradición y protocolo

El anillo de compromiso es el primero de los anillos que un hombre entrega a su pareja para demostrar su amor y fidelidad. Generalmente, se coloca en el dedo anular y la mano varía según la región del planeta en la que nos encontremos.

Suelen ser sencillos, románticos, pero muy emblemáticos y, con relación al modelo, existen infinidad de formas, precios, tamaños y materiales; todo depende del gusto de cada persona.

Lo interesante es que todos tienen una historia detrás. Durante mucho tiempo, la tradición exigía que el caballero propusiese matrimonio a la dama con un sencillo anillo de compromiso con una piedra de diamante.

Los tiempos han cambiado y los anillos con diferentes tipos de piedras siguen siendo una buena opción. Hoy podemos ver claramente un aumento en los anillos de compromiso con piedras de colores, como zafiros, rubíes, etc.

PUBLICIDAD

¿Cómo debe llevar la novia este anillo?

Se utiliza en el dedo anular de la mano izquierda, ya que esta tradición se remonta a los tiempos del antiguo Egipto, cuando se creía que en él existía una vena: la “vena amoris”, que iba directamente al corazón, y esto simbolizaba el amor eterno y la devoción del uno al otro.

Y el hombre… ¿usa anillo de compromiso?

En las familias más tradicionalistas o conservadoras, la novia, cuando celebra su fiesta de compromiso y anuncia su próxima boda junto con el novio, suele obsequiar al novio un reloj; de la misma manera que le regale el anillo de compromiso.

Este reloj no tiene por qué ser el de mayor costo, pero sí con un valor sentimental muy importante y, por ello, merece ser elegido cuidadosamente. Podrá ir acompañado con algún grabado, ya sea de una frase, la fecha de la boda o algo que tenga significado para ambos; esto le dará aún más valor y hará inolvidable ese momento.

Curiosidades

n Cuenta la leyenda que la tradición de regalar el anillo de compromiso fue iniciada por el archiduque Maximiliano de Austria, en 1477, cuando le entregó a María Borgoña un anillo de oro con un diamante incrustado como muestra de su amor.

n En principio, todos los anillos de compromiso eran de diamantes porque estas piedras son prácticamente indestructibles, duraderas, invencibles; es decir, eran para siempre.

n Originalmente, el anillo de compromiso era fabricado en oro amarillo o blanco; actualmente, debido a su elevado costo, en sustitución, se elabora en platino o paladio; metales también preciosos, pero de menor costo.

n En algunos países como Inglaterra, Estados Unidos, Francia, México y Canadá, el anillo se coloca en la mano izquierda, mientras que en Alemania, Rusia e India se usa en la derecha.

n Aunque no lo creas, febrero –mes de San Valentín o el de los enamorados– no es el preferido para que los novios se comprometan; por lo general, lo hacen en diciembre.

Finalmente, el momento más emocionante en la historia de una pareja es el día en el que deciden comprometerse en matrimonio. El novio, con una mezcla de nervios y alegría, elije el anillo de compromiso para su novia y se lo entrega unido al deseo de que comiencen a construir su vida juntos.

Con anillo o sin anillo, recuerda siempre que el amor “no necesita ser entendido, simplemente necesita ser demostrado”.

Hasta la próxima entrega…

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD