Naciente artística

El movimiento artístico en el Paraguay –en aumento en los últimos años, ya sea en espacios públicos o privados– suele ser un tema que muchos pasan por alto, pero también un asunto de debate para otros. Música, teatro o arte visual copan la cotidianidad asuncena y de otros sectores del país. Motivados por este naciente brote de arte es que Alexandra Niz, directora ejecutiva de Fundación Itaú, y Aldo Pussineri, arquitecto, crearon Emergentes, Fondos para el Arte, una innovadora plataforma que busca descubrir y promover a artistas paraguayos en el escenario local.

Alexandra Niz y Aldo Pussineri
Alexandra Niz y Aldo Pussinerigentileza

El concurso, que convocó 142 proyectos, fue desarrollado en conjunto con la Fundación Itaú y Los Originales, una miniserie animada sobre las culturas de las cinco familias lingüísticas de los indígenas del Paraguay.

Treinta proyectos fueron preseleccionados, pero tres los premiados como Emergentes 2019.

Alejandra, con más de 20 años de experiencia como asesora en planificación estratégica, comunicación pública y política, y el arquitecto Aldo, quien trabaja por la erradicación del déficit habitacional del Paraguay, nos cuentan cómo nace el proyecto, los puntos que se tuvieron en cuenta para realizar las selecciones y lo que se espera lograr con este concurso.

PUBLICIDAD

¿De qué se trata este concurso para artistas emergentes? Alexandra: Emergentes, Fondos para el Arte es una plataforma de despegue para el arte naciente de nuestro país. A través de este concurso buscamos convocar, descubrir, y promover a artistas y gestores culturales para potenciar sus ideas con capital semilla y mentoría.

¿Es la primera vez que se organiza Emergentes? ¿Cómo nace la idea o qué motiva a iniciar el emprendimiento? Aldo: Sí, es la primera edición de Emergentes. Notamos que existía una efervescencia de arte en muchos ámbitos, varias personas mostrando y compartiendo su arte: grupos y solistas con diferentes estilos musicales, teatro callejero, unipersonales o colectivos y artistas visuales exponiendo desde sus redes. En la cotidianidad te encontrabas con un montón de artistas y arte, diverso e impactante, lo que era un tema de conversación permanente en distintos espacios. De esas charlas nace Emergentes, para ser una oportunidad de impulsar y visibilizar a los artistas y sus obras en la escena nacional.

¿A quiénes estuvo dirigido? ¿Cuáles fueron los medios de difusión? Alexandra: Podían participar artistas o colectivos de artistas de entre 18 y 40 años de edad. Para generar una conversación relevante en la audiencia que buscábamos, tomamos los medios naturales con los cuales ellos interactúan. Pensamos en una estrategia que conviva tanto en lo online como offline; redes sociales, espacios de encuentro y, obviamente, medios tradicionales de comunicación. Si tomamos las cifras de Emergentes, podemos hablar de 596 logueados, 148 postulaciones, más de 200 participantes en talleres de postulación, 19 ciudades de 11 departamentos y 1.800 seguidores en redes sociales. Concluimos que la estrategia fue acertada.

¿Cuál fue el proceso para la convocatoria y selección de proyectos? Aldo: Buscamos que el proceso de postulación sea accesible, amigable y lo más sencillo posible.

Utilizamos una plataforma digital en la que en solo tres pasos un participante estaba postulando. Para la selección de proyectos, contamos con el apoyo de un jurado compuesto por ocho referentes del arte de distintas disciplinas, reconocidos a nivel nacional e internacional, como Claudia Casarino, Omar Marecos, María Glauses, Lía Colombino, Adriana Ortiz, Juan Carlos Maneglia, Sebastián Rodríguez y Alejandra Díaz, quienes en jornadas que se extendieron por más de cuatro horas, y por medio de una serie de criterios establecidos en las bases y condiciones del concurso, tuvieron la difícil tarea de evaluar y seleccionar a los tres emergentes de esta edición.

¿En qué categorías? Alexandra: Artes escénicas, teatro, danza, circo y perfomance, y sus subcategorías, como puesta en escena de una representación teatral, danzaría, perfomance o circense. Esto incluye la fase preparatoria de una representación teatral, danzaría, performance o circense, además de investigación o desarrollo de guion y tiempo de creación de una obra. En la categoría música, todos los géneros musicales y subcategorías. Incluye eventos musicales o conciertos, fase preparatoria de una representación musical, investigación o composición musical y tiempo de creación de una obra. En artes plásticas y visuales se puede mencionar la pintura, fotografía, arte urbano, dibujo, grabado, artesanía e instalaciones y, en subcategoría, exposición, fase preparatoria del desarrollo de las obras, investigación o creación de estas. En todos los casos, también se realizaron encuentros educativos y talleres.

¿Cuál es el beneficio de ser parte o ganador de este concurso? Aldo: Ante todo, la posibilidad de visibilizar el arte. Con el solo hecho de participar, muchos artistas hicieron visible su obra y ese es el primer paso para ser parte de la escena. Pero, además, los seleccionados se acreditan un capital semilla de G. 18.000.000, así como mentoría y acompañamiento en la ejecución de sus proyectos.

¿Cuántos proyectos fueron presentados y seleccionados? Aldo: Se presentaron 142 proyectos y fueron preseleccionados 30, de los que finalmente tres fueron los elegidos como Emergentes 2019.

¿Cómo se eligieron los proyectos seleccionados? Alexandra: Fueron seleccionados mediante los seis criterios de evaluación que tuvieron en cuenta tanto el comité de preselección como el jurado. Además de viabilidad del proyecto y el requerimiento de otras aristas en cada categoría, se tuvo en cuenta la creatividad e innovación en la manera en la que se plantea la idea: promoción de la diversidad cultural, ideológica, étnica, sexual, o religiosa y la integración de sectores minoritarios, además de la replicabilidad e impacto para que el proyecto pueda tener continuidad más allá de su ejecución y, por último, las nuevas perspectivas históricas que planteen mensajes de superación a problemas y tensiones sociales.

¿Este concurso se volverá a realizar en los siguientes años? ¿Cómo se puede conocer más sobre este? Aldo: Ese es el compromiso que asumimos. De esta primera edición nos llevamos muchísimo aprendizaje, que nos permitirá ajustar el modelo e ir evolucionando en las próximas ediciones. Emergentes pretende ser esa plataforma de despegue del arte, por lo cual el concurso es solo uno de los elementos. Fondos para el arte existen en distintos formatos, tanto a nivel nacional como internacional, pero confiamos en que la experiencia de participar de Emergentes abra distintas posibilidades a todos los artistas que se sumaron y que en esta edición no hayan quedado seleccionados.

Con el acompañamiento de jueces calificados para lograr nuevos gestores culturales, este concurso busca ser la semilla que dé impulso a artistas emergentes a nivel país.

Alexandra Niz y Aldo Pussineri

Propulsores de Emergentes, Fondos para el Arte, una plataforma que nace para convocar, descubrir y promover a artistas, gestores culturales y sus obras en la escena nacional.

Seleccionados

En artes plásticas y visuales fue seleccionado T-rrario Público, un proyecto que busca visibilizar la desigualdad en la distribución arbitraria de territorios.

En artes escénicas, el proyecto seleccionado es Teatro para niños con discapacidad visual, que busca servir para profundizar el conocimiento de los chicos con respecto a las artes escénicas y consolidar el elenco teatral de la Asociación Santa Lucía.

En música fue seleccionado Jopara Grupo de San Ignacio Misiones, un colectivo de personas apasionadas por el arte en sus diferentes expresiones, y cuyo objetivo es la autogestión audiovisual y fomentar los espacios de exposición material.

/ nadia.cano@abc.com.py

Fotos Gentileza

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD