Medio venezolano resalta álbum de Christian Kent

“No suele conocerse mucho de la escena paraguaya, por ello cobra valor conocer a cantautores como Christian Kent, cuyo disco (el término “perros” alude a “amigos”) es una interesante mezcla de folclore de su país, bosanova, cumbia, pinceladas de reggae y más”, es lo que escribe el medio colombiano especializado en música Ladosis sobre el disco “Perros en el cielo”, del poeta y actor paraguayo Chritian Kent.

Entre muchos otros discos, “Perros en el cielo” figura en la portada (último disco abajo a la derecha) de esta nómina.
Entre muchos otros discos, “Perros en el cielo” figura en la portada (último disco abajo a la derecha) de esta nómina.gentileza

Tanto es así que el sitio web sumó al álbum en una nota donde se encuentran “Los 40 mejores discos latinoamericanos de 2020”, resaltando además la labor del venezolano Gelson Briceño quien “contribuye de manera determinante en la producción, grabación, mezcla y masterización”.

Sobre este hecho, Kent manifestó que es como “un dedo que aparece para apuntar algo que estaba oculto. Una estrella fugaz, digamos, exagerando un poco”. En ese sentido, expresó su deseo de que “la gente mire hacia la estrella y no la punta del dedo”.

Gracias a esta lista, que también tiene su “playlist” en Spotify con temas de todos los discos, “Perros en el cielo” se encuentra al lado de trabajos de artistas de toda Latinoamérica. Pero Kent observa que su “compromiso” no está instalado con una “escena, sino con cada obra que irrumpe en mi vida con la fuerza de una necesidad, como respirar o ir al baño”.

No obstante, sí refirió que “es un privilegio estar en ese “codo a codo”, con otros artistas. “Siento que mis canciones se han enriquecido, se han contagiado de sonidos y de vibraciones que yo no hubiese podido soñar. Adoro los playlists, para mí son como el arroz: unen lo que parece imposible de unir en un solo guiso”, definió.

Pensando en la música en Paraguay, Christian no se enfoca en panoramas tan grandes. “Una bella canción está en cualquier lugar y ni siquiera sabemos muchas veces qué es lo que la hace hermosa, misteriosa, terrible”, pensó. Kent, sin embargo, se ve interesado por “las escenas donde se hace menos, quizás ahí se piensa más, se escucha más. El músico paraguayo, por ejemplo, sabe escuchar a los animales: al monito, al gallo, a los pajaritos, al chancho, que también tienen su música. A la tardecita en casa comienza el concierto de las cotorras, y no cobran entrada”, cerró.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD