Florencia Núñez: pop de Uruguay al mundo

El pop en Uruguay muestra cada vez más nombres. Uno de ellos es el de Florencia Núñez, quien va dando grandes pasos en este estilo, y ahora está en Paraguay para presentar su segundo disco “Palabra clásica”.

La cantante y compositora uruguaya Florencia Núñez.
La cantante y compositora uruguaya Florencia Núñez.Diario ABC Color

A sus 28 años, Florencia Núñez, oriunda del departamento de Rocha, va desplegando las alas de sus canciones en clave de pop. En conversación con ABC Color, la cantante y compositora recordó que “Palabra clásica” empezó a gestarse enseguida de haber terminado el primero: “Mesopotamia” (2014). “Rápidamente supe qué cosas diferentes quería que sucedieran. Con el primero fue aprender y con el segundo capitalizar lo aprendido”, explicó Núñez.

Para ella, este segundo álbum recorre “un camino mucho más popero y mainstream dentro de lo indie”. “Palabra clásica”, disco en el que volvió a trabajar con Guillermo Berta, desde la concepción hasta la grabación, salió en 2017 y ya cumplió dos años. No obstante, ella cree no siente “presión” de hacer otro trabajo. Más bien, ahora quiere “seguir disfrutando”. “Siento que salió un precioso resultado, me siento segura y contenta con este disco”, afirmó.

En cuanto a lo lírico, expresó que esta vez identifica tres “pilares” temáticos, que son el amor, la familia y la creación. “Siento que son cosas que ni me cuestioné a la hora de escribir, pero si lo miro con la perspectiva, veo que tiene todo el sentido del mundo que haya hecho un disco con esas características”.

PUBLICIDAD

La búsqueda para crear diez canciones que abordan los temas citados, no fue forzada, según admitió la artista. “Fue bastante genuino”, manifestó acerca de su forma de crear.

La cantante y compositora uruguaya Florencia Núñez.

Creciendo con la música

PUBLICIDAD

Florencia mostró su voz al mundo con “Mesopotamia”, que salió en 2014, pero es ya desde 2011 que ella comienza a abocarse profesionalmente a compartir sus creaciones. “Son ocho años en los que he ido creciendo”, aseveró la artista, quien también adjudicó a ese paso del tiempo como lo que le dio “la llave para entender que hay que trabajar seriamente y con mucha convicción” para llegar a lograr las cosas. Después, dijo, “todo lo demás sucede naturalmente”.

En ese fluir natural de las cosas llegaron los premios y reconocimientos, como varios Premios Graffiti, galardón que reconoce a la música uruguaya. También en 2015 recibió el Premio Nacional de Música por la obra inédita “Pacto” y en 2016 el Premio Ibermúsicas a la Composición de Canción Popular. Para Florencia, los premios están “buenos para tomarlos como lo que son”, pero que sin duda “no van a determinar nada de lo que haga artísticamente, señaló. “Lo que hago y lo que creo es lo que voy a hacer siempre”, confirmó.

El lado pop

En su Rocha natal, Florencia escuchaba la radio todo el día, desde pequeña. En su infancia, dijo, escuchaba mucha radio argentina (porque rebotaba la señal) y mucho pop internacional. Pero hubo un cassette que generó en ella un impacto, y ese fue “¿Dónde están los ladrones?”, de la colombiana Shakira. Lo que la artista uruguaya destaca de dicha cantante, es que era una mujer “muy joven para ese momento, y ya estaba haciendo música con mucha confianza”.

Así, la música internacional era algo que le llegaba mucho, pero extrañamente viviendo a dos horas de Montevideo, en esa época no llegaba la música uruguaya.

Pero Florencia identifica cómo hay muchas bandas y artistas que abrieron las puertas a la música de su país generando un gran impacto internacional, como Jorge Drexler, No Te Va Gustar, El Cuarteto de Nos o La Vela Puerca. “Hacia los 2000 hubo una explosión, sobre todo hacia Argentina, que es un país legitimador muy grande”, reflexionó.

En cuanto a tendencias musicales, Florencia reconoce que en Uruguay “ha pasado y pasa de todo”. “Lo que identifica el sonido montevideano es la murga, el candombe, el candombe beat”, pensó, recordando así a grupos como Opa, El Kinto, y a artistas como Jaime Roos o Eduardo Mateo. Sin embargo, al decir de Núñez “internet cambió las reglas” a la hora de pensar y concebir la música.

“De los 2000 para adelante hay bandas haciendo pop que o tienen la referencia de Blur como también de Nirvana, y ahí también pasa algo, porque eso que se construyó por 30 años en Montevideo, principalmente, se choca con lo nuevo, se mezcla y sale algo interesante. No sé si hay un sonido definido porque es tan globalizado todo lo que producimos artísticamente que es muy difícil decir: esta música es uruguaya”, observó.

Para ella, formar parte de la escena musical de su país es un “honor”. “Hay gente muy talentosa, porque la gente dice: ‘música uruguaya en el mundo’ y se acuerdan de Zitarrosa, de Gardel, y hay que tener respeto por eso. A mí me da mucho honor salir de Uruguay y compartir escenario con quien tengo la suerte de compartir, generar amistades y que haya un ida y vuelta”, indicó.

La cantante y compositora uruguaya Florencia Núñez.

Proyecto Rocha

Pero más allá de navegar por las aguas del pop, Florencia está actualmente comprometida con un proyecto que la lleva hacia la música popular y a arropar así con su lenguaje a la canción rochense, que verá la luz en formato de videos, un EP y un mediometraje.

“Rocha es un departamento muy fructífero a nivel compositivo e interpretativo. Hubo grandes cantores y nombres como Los Zucará”, recordó. “Durante décadas y hasta hoy siguen siendo los pilares fundamentales del canto rochense, y gracias a ellos y otros se habla de un canto rochense con característica e identidad propia”, explicó.

La artista profundizó que hay características que hacen que el canto rochense exista, pero también hay cosas que “no entran” en la definición. “Entonces en ese plan me propuse contar esa historia de forma audiovisual y documental. Contar mi forma de ver esa música”, dijo.

En dicho sentido, para ella será “un relato muy personal, con la distancia que tiene que hace 10 años no vivo ahí, y la distancia de haber hecho dos discos en el medio. Entonces voy a versionar a mi forma de tocar, de cantar y de ver la música, cinco temas de esa camada, de diferentes épocas y autores”, adelantó.

Hasta ahora, dijo, está satisfecha con cómo va quedando el proyecto porque “las versiones han levantado muchísimo a las canciones originales y las canciones me han nutrido a mí, entonces creo que de ese proyecto voy a salir cambiada”. Asimismo resaltó que con esto puede “generar algo que le de valor a la comunidad y al departamento, para que se pueda visualizar afuera”. “Está bueno retribuir, de alguna forma, al departamento, lo que de alguna forma nos da”, planteó. Este proyecto es como “dejar un legado”, añadió.

Así, entre sus discos e ideas, Florencia va hilvanando su vida con canciones. De hecho es la música lo que para ella significa “vida”. Este arte para ella “es todo”. “Es mi vida y además es la herramienta que tengo para construir, para proyectar y para poder brindarme y brindar a los demás”, concluyó.

Florencia Núñez se presentó ayer en Spin The Black Mango y hoy actuará en Drácena (México 732 c/ Herrera), desde las 22:00 y con entradas a G. 20.000. Finalmente mañana tocará en el local Lo de Silverio, que abrirá sus puertas en Avda. Santa Teresa 2890.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD