Laguna Cerro: el dueño de la curtiembre fue imputado

Por el procesamiento ilícito de desechos y otros, la Fiscalía de medio ambiente imputó ayer a Rogelio Ferreira Martins, propietario de la curtiembre Waltrading SA, acusada de contaminar la laguna Cerro de la ciudad de Limpio.

Rogelio Ferreira Martins
Rogelio Ferreira MartinsGENTILEZA

Rogelio Ferreira Martins, dueño de la curtiembre Waltrading SA, declaró el miércoles último y ayer fue imputado por el procesamiento ilícito de desechos y otros por la Unidad Especializada de Delitos Ambientales, a cargo del agente fiscal Jalil Rachid, quien allanó la firma el pasado 7 de agosto.

En la declaración indagatoria, el empresario negó que su empresa sea la responsable de ocasionar la alta contaminación que sufre una parte de la laguna Cerro, ubicada en la compañía Piquete Cue de la ciudad de Limpio. Además, remarcó que existen otras empresas ubicadas cerca de la laguna afectada y que también estas podrían estar contaminando.

La próxima semana, el juzgado penal de garantías debe fijar la audiencia para la imposición de medidas.

La empresa “dividió” además la laguna con un camino de terraplén, hecho que también está siendo analizado. En seis meses se estima que culminará la investigación que determinará el requerimiento conclusivo. De acuerdo al marco penal y si hay agravante, por este hecho se expone a una pena privativa de libertad de hasta 10 años, o multa.

PUBLICIDAD

La curtiembre se encuentra a orillas de la laguna afectada, expide un fétido olor y se tiñó de rojo a raíz del daño, según arrojaron los estudios hechos por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible (Mades). La empresa fue suspendida en sus actividades.

Vecinos temen desborde

Pobladores de los barrios Santa Lucía y San Francisco, expresaron su temor ante un posible desborde de la laguna contaminada con las lluvias previstas para los próximos días. Sostienen que esto afectaría gravemente ya que la tierra en la zona es impermeable y podría llegar hasta las casas.

Indicaron a nuestro diario que para evitar que la contaminación alcance al otro lado de la laguna, taparon la tubería de cemento con arena, pero esta podría ceder con la lluvia.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD