“No teníamos enemigos, no se pudo debatir”, sostiene Celeste Amarilla

La diputada Celeste Amarilla lamentó que ayer en el Congreso no se haya logrado debatir con la importancia que merece el libelo acusatorio contra el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, y el vicepresidente Hugo Velázquez. “Era frustrante. No teníamos enemigos, no se pudo debatir”, dijo.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/X2JQUHWI2FF7ZPPACKPHQ7GOGQ.jpg

Amarilla recordó cómo algunos de sus colegas se durmieron mientras se leía el libelo acusatorio. “D’Ecclesiis no sabe ni lo que se vota. Él me pregunta cómo se vota. Él lee los papelitos que le traen. Una vergüenza”, señaló sobre Freddy D’Ecclesiis, quien se durmió durante la lectura.

Lea más: Libelo da sueño a colorados en vez de despertar indignación

“Ayer fue muy frustrante. No teníamos enemigos, solo dos hablaron y decían cualquier cosa, totalmente desatinados. Decían disparates, dijeron que el libelo era una porquería. Lo único que Roberto González refutó era lo de la empresa Nevado de la esposa del Presidente, que era de lo único que podían hablar porque no entendían nada”, manifestó.

“Después, convenientemente, un patoterito le agredió a un periodista y eso convenientemente fue usado para terminar el debate. No hubo ninguna una sola argumentación contra el libelo. Solo hablaron esos dos -Núñez y González- para decir disparates. No pueden desvirtuar nada de lo que había en el libelo; si podían, lo iban a hacer. Siempre dicen que el libelo es una porquería”, relató la diputada.

Lea más: Mientras colorados maquinan blindaje a Abdo, autoconvocados protestan frente al Congreso

“No se animaron siquiera a tratar las causales. Ni esbozaron un argumento de la falta de medicamentos, de nada. Lo único que defendieron es que el Presidente puede hacer negocios con el Estado. Frustrante porque no tenemos enemigos, no se puede debatir”, insistió.

Lea más: Cartistas desoyen al pueblo y salvan a Marito y Velázquez

Consultada acerca de si con esta situación se podría decir que Cartes está involucrado en el Gobierno, Amarilla dijo: “Se refuerza, cada vez con más fuerza. Bachi Núñez dijo que no tienen cargo en el Gobierno, pero Cartes es el que manda. No es la fuerza de un estratega político en la sombra, es la fuerza del dinero”, sostuvo.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.