Imputan a militares por desaparición de armas de Dimabel

Los fiscales de Crimen Organizado formularon imputación y solicitaron prisión preventiva para tres suboficiales, por la desaparición de varias armas que fueron entregadas para su resguardo a la Dirección de Material Bélico (Dimabel), pero finalmente fueron halladas en poder de delincuentes.

Agentes policiales del Departamento Contra el Crimen Organizado, junto con el fiscal Marcelo Pecci, en el allanamiento a la vivienda del jefe de depósitos de la Dimabel.
Agentes policiales del Departamento Contra el Crimen Organizado, junto con el fiscal Marcelo Pecci, en el allanamiento a la vivienda del jefe de depósitos de la Dimabel.

Los fiscales de la Unidad Especializada de Crimen Organizado, Alicia Sapriza y Marcelo Pecci, formularon imputación contra el suboficial de Material Bélico Octavio Daniel Arrúa Giménez por el hecho punible de quebrantamiento de depósito, en concordancia con el artículo 298 del Código Penal Paraguayo.

En tanto que para los otros dos suboficiales de Material Bélico Rodrigo Eugenio Arrúa Moreno y Milciades Miranda Cáceres, por los ilícitos de quebrantamiento del depósito y manipulación de graficaciones técnicas, este último según lo establecido en el artículo 247 del CP.

La imputación fue acompañada con el pedido de prisión preventiva para los efectivos militares, quienes prestan servicio en la Dirección de Material Bélico (Dimabel), de donde precisamente desapareció un lote de armas que fueron incautadas de bandas del crimen organizado y entregadas en custodia a la institución castrense.

La causa recayó en el juzgado penal de garantías N° 2 a cargo de la jueza Alicia Verónica María Pedrozo Berni, quien fijó para mañana la realización de la audiencia de imposición de medidas para Arrúa Giménez, Arrúa Moreno y Miranda Cáceres.

El artículo 298 que habla del “Quebrantamiento del depósito” establece que: “1º El que destruyera, dañara, inutilizara o de otra forma sustrajera total o parcialmente de la disposición oficial documentos u otras cosas muebles que: 1. se encuentren en custodia oficial, o 2. hayan sido confiados a la guarda del autor o de un tercero, será castigado con pena privativa de libertad de hasta dos años o con multa. 2º El que realizara el hecho respecto a una cosa que se haya confiado en su calidad de funcionario público o que en esta calidad le haya sido accesible, será castigado con pena privativa de libertad de hasta cinco años o con multa”.

En tanto que el artículo 247 que trata de la “Manipulación de graficaciones técnicas” establece en su inciso “1º El que produjera o utilizara una graficación técnica no auténtica, con intención de inducir en las relaciones jurídicas al error sobre la autenticidad, será castigado con pena privativa de libertad de hasta cinco años o con multa”.

En el inciso “2º Se entenderá como graficación técnica la representación gráfica de datos, medidas, valores de medida o cálculo, estado o acontecimientos que: 1. se efectúe total o parcialmente en forma automática, con un medio técnico, 2. cuyo objeto sea inteligible, y 3. sea destinada a la prueba de un hecho jurídicamente relevante, sea que la determinación se dé con su producción o posteriormente.

Añade en los incisos “3º Se entenderá como no auténtica una graficación técnica cuando: 1. no proviniera de un medio señalado en el inciso 2º, 2. proviniera de un medio distinto de aquel al cual se atribuye, o 3. haya sido alterada posteriormente. 4º A la producción de una graficación técnica no auténtica será equiparado el caso del autor que influya sobre el resultado de la graficación, mediante la manipulación del proceso de producción. 5º En estos casos, será castigada también la tentativa. 6º En lo pertinente, se aplicará también lo dispuesto en el artículo 246, inciso 4º”.

Irregularidades observadas

Los fiscales Sapriza y Pecci allanaron este martes último la sede de la Dimabel, la vivienda del jefe de Depósitos de la unidad militar en Lambaré y otro en Capiatá, se incautaron armas con alteraciones en sus números de serie de origen.

De acuerdo con datos del Ministerio Público, se constataron irregularidades en cuanto a los datos de los armamentos, pues siete de las ocho armas de fuego que fueron presentadas por la Dimabel no corresponden a las armas que están descritas en su informe D.B. N° 19/19.

Además, cuatro de las armas presentadas eran pistolas Airsoft, que son réplicas a pistolas Glock; así también se constató que uno de los fusiles no corresponde a su causa presentada, relacionada a un asalto con toma de rehenes con resultado resultado de muerte ocurrido el 16 de agosto de 2018, en Colonia Independencia, departamento de Guairá.

De la misma forma, una de las pistolas Glock 17 Gen 5 era la misma pistola que ya había sido remitida a la Dimabel en 2019 y que posteriormente fue hallada e incautada en un allanamiento este año.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.