Denuncian maltrato físico a numerosos cadetes del Liceo Militar Acosta Ñu

Unos 30 padres se reunieron hoy con el encargado del Liceo Militar Acosta Ñu de Ypané para denunciar los hechos de maltrato físico y psicológico hacia los cadetes menores de edad en una semana. Los padres se sienten preocupados porque sus hijos presentan golpes y temen a que esta situación empeore ya que hubo otro caso de violencia en la Academil.

El Liceo Militar Acosta Ñu, en la ciudad de Ypané, es utilizado por cuidadanos que necesitan cumplir la cuarentena.
El Liceo Militar Acosta Ñu, en la ciudad de YpanéArchivo, ABC Color

Durante la tarde de hoy, unos 30 padres de familia del Liceo Militar Acosta Ñu de Ypané (Licemil) se reunieron con el comandante, coronel Carlos Rafael Martínez, para expresar el repudio a los hechos de violencia física y psicológica que reciben los menores de edad.

Denuncian que el pasado 21 de marzo, los estudiantes iniciaron la actividad académica en el Licemil y, desde ese entonces, seis cadetes decidieron salir de la institución militar tras los hechos de maltrato físico y psicológico. “Están sucediendo cosas horribles ahí”, expresó una de las madres, en comunicación con ABC, preocupadas por esta situación.

Asimismo, tras este hecho de violencia, se espera la aprobación de otros tres cadetes. Hasta el momento se totalizarían nueve los estudiantes que salen del Liceo Militar. Aclaran además que el retiro de los cadetes no tiene relación a un acto de cobardía, sino por la gravedad de la violencia que son expuestos los jóvenes.

Las violencias que eran expuestos

Los padres afirman que existen represalias contra los jóvenes del Licemil y obligan a los menores de edad realizar actividades que, según el reglamento no está permitido hacer a los cadetes. “El grupo más afectado es el segundo curso del nivel medio, pero muchos sufren violencia”, denunció un padre de familia.

“Muchos niños recibieron golpes”, dijo la madre a ABC. En uno de los mensajes, denuncian apretones con tijera entre los dedos hasta llegar al sangrado, golpes en la nuca y en la cabeza casi al grado de desvanecerse. Mencionan además golpes con fusil en el estómago y la espalda.

Agregan además que los menores de edad son descuereados a la medianoche. También recibían torturas psicológicas; los cadetes menores debían comprar al mayor una empanada, hamburguesa y gaseosa, según dicen.

Tras la conversación de los padres del Licemil con el coronel Carlos Rafael Martínez, los padres dicen que este intenta minimizar lo que ocurrió en apenas una semana en el sitio militar.

Según reportan, el año pasado los cadetes no tuvieron este tipo de agresión física ni psicológica. Los cadetes tenían clase de manera híbrida y participaban de las actividades en el Liceo sin recibir golpes.

Los padres buscan una pronta solución a este problema porque temen que empeore con el tiempo y sea contraproducente para los jóvenes que desean ser militares.

Otro caso paralelo de violencia el Academia Militar

Apareció una nueva denuncia de una brutal golpiza a un cadete de la Academia Militar. La víctima se encuentra internada dentro de la Unidad de Terapia Intensiva de un centro asistencial. Por este nuevo caso de violencia, la Defensoría del Pueblo investiga el hecho y ya lo denunció ante la Fiscalía de Derechos Humanos.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.