Alba vivía en la casa y “fue utilizada”

La madre de Alba Armoa dijo que su hija vivía en la hoy conocida como “casa del horror” desde el sábado 29 de setiembre, y que estaba allí bajo amenazas de Bruno Marabel. Sus abogados afirman que Alba es “una víctima más” del joven.

Karina Armoa conversó con ABC Tv y contó que su hija se quedó desde el sábado 29 de setiembre en la casa de Bruno Marabel (19), imputado por la muerte de su esposa Dalma Rojas (23), sus dos hijos y sus padres Elba Rodas y Julio Rojas.

"Ella me dijo por mensaje que está bien", contó la madre. Aseguró que ella (su hija) es una víctima más por ser muy joven. "Si ella tocaba esa puerta la iban a tirar sobre el cadáver de Dalma", añadió.

Dijo que su hija no le confesó nada, pero cree que pudo haber sabido del asesinato de la familia, pero que seguramente era víctima de amenazas, por lo cual dejó de ir a su casa.

PUBLICIDAD

Griselda Acosta, una de las abogadas de Alba, dijo hoy que el encuentro con karaoke donde posteriormente ocurrió el crimen, fue el sábado 29 de setiembre y no el sábado 6 de setiembre, como se está afirmando. Ese día, el 6 se octubre, solo hubo una “reunión” que duró unos 20 minutos.

 “Alba llega a la casa a través de una invitación que este señor (Bruno Marabel) le realiza a todos de Burguer King (donde trabajan los presuntos implicados y Dalma Rojas Rodas). No es una invitación directamente a Alba. Alba fue una inocente más que creyó en este señor.

 “Ella (Alba) fue en compañía de muchas otras personas al karaoke. Muchas otras personas entraron con ella. Hay detalles que van a brindar que establecen que ella es inocente”, sostuvo.

 Afirma que fue Araceli Sosa Díaz quien dijo a la Policía que Alba era pareja sentimental de Bruno Marabel, “pero apenas llevaban diez días” de conocerse. La abogada sostiene que no se les puede catalogar como relación sentimental con tan poco tiempo juntos.

PUBLICIDAD

 “Alba fue víctima de una persona que lo embaucó, que probablemente lo utilizó para cometer un hecho punible que hoy está siendo investigado.

 De acuerdo a lo manifestado por su clienta, dice que los días antes del crimen, Marabel “actuaba como una persona normal. Trabajaba como cualquier otra persona, invitaba a todos sus compañeros para compartir”, pero luego empezó a comportarse violento y amenazaba a Dalma.

Cabe recordar que la madre de Araceli Sosa, otra de las imputadas por el caso, contó que en la siesta del sábado 29 de setiembre, Bruno llegó a su casa para ofertar los muebles y electrodomésticos de la familia.

 ABC Color preparó una cronología en base a todas las declaraciones dadas por los imputados, vecinos y allegados de Dalma. Lea el recuento en este enlace: La cronología tras testimonios.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD