Un “Argo” en Paraguay

“Argo” se llevó anoche el Oscar a Mejor Película y su argumento se basa en un proyecto planeado por la CIA para rescatar a diplomáticos estadounidenses durante la crisis con Irán en 1979. En Paraguay ocurrió un hecho similar.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/TITS2HPP2NEL3PGBUXH55AFFJI.jpg

Durante la crisis de rehenes entre Estados Unidos e Irán, en 1979, el agente de la CIA Tony Méndez tiene la difícil misión de rescatar a un grupo de diplomáticos de su país que huyeron de la embajada norteamericana en el país asiático y se refugiaron en la de Canadá.

Méndez crea una película de ciencia ficción que se llama “Argo” y, haciéndose pasar por canadiense, pide permiso para revisar sitios en Irán en donde posiblemente pueda filmar la película con la ayuda de los diplomáticos (que también se hacen pasar por canadienses). La crisis comenzó el 4 de noviembre de 1979 y culminó el 20 de enero de 1981.

Esta es la trama de “Argo”, el filme dirigido por Ben Affleck que anoche se llevó el Oscar a Mejor Película, sorprendiendo por delante de “Lincoln”.

PUBLICIDAD

Poca gente sabe que este fue el mismo argumento que utilizaron los terroristas del extinguido grupo izquierdista Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP) para finalmente asesinar en un atentado al exdictador nicaragüense Anastasio Somoza Debayle el 17 de setiembre de 1980.

De acuerdo a los datos de la Policía citados por el archivo de ABC Color, cuatro varones y tres mujeres se hicieron pasar por productores y actores de una película ficticia que se iba a basar en la vida del cantante español Julio Iglesias, en ese entonces una estrella de renombre internacional con mucha popularidad.

Con esta excusa, alquilaron una casa por US$ 4.500 por tres meses. En esa casa se planeó el atentado para matar a Somoza. Como era lógico, nunca se filmó tal película.

El ERP estaba al mando de Enrique Gorriarán Merlo, que con este argumento de filmar la cinta burló las fuerzas de seguridad stronistas.

Somoza fue asesinado en un atentado sobre la avenida España entre Venezuela y América cuando se desplazaba en su automóvil Mercedes Benz tras recibir una ráfaga de disparos de metralleta y un disparo de bazuca.

Se puede llegar a deducir que los terroristas estuvieron ‘inspirados’ por el espía Tony Mendez, pero el hecho no pasa de una mera coincidencia porque Méndez contó su historia a finales de 1990, mucho después del atentado contra el exdictador. Una historia que se repite y a la que se puede considerar creativa.

Puede leer parte de la historia del atentado en este enlace 

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD