Principal proveedor del PCC

Carlos Antonio Caballero, alias Capilo, ahora preso en Tacumbú, figura entre los principales proveedores de droga del Primer Comando Capital (PCC), según una investigación de más de 3 años hecha por el Ministerio Público Estatal (MPE) de Sao Paulo.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/N4KYLELDEBH6PAIMVTXZQ7KP4Y.jpg

Una investigación iniciada por el MPE de Sao Paulo, Brasil, en mayo de 2010, y que duró 3 años y 6 meses, reveló el mayor mapeo de la historia del crimen organizado en ese país, con una radiografía imédita del funcionamiento del Primer Comando Capital (PCC), publica el periodico O Estadao, que accedió a los documentos.

Los investigadores reunieron cientos de elementos, como audios, documentos, declaraciones de testigos, informaciones que encontraban en las incautaciones de cientos de kilos de drogas, y con ello, develaron los orígenes, el organigrama delictivo y también los proveedores.

El PCC está presente en 22 estados del Brasil y a nivel internacional en Bolivia y Paraguay, países desde donde se abastecen de droga, indica la publicación en el medio brasileño.

PUBLICIDAD

Entre sus principales proveedores aparecen Carlos Antonio Caballero, alias Capilo, los brasileños Claudio Marcos Almeida, alias Django, Rodrigo Felício, alias Tiquinho y Wilson Roberto Cuba, alias Rabugento.

Los investigadores lograron grabar una conversación entre Capilo y Marco Willians Herbas Camacho alias Marcola, el viernes 14 de mayo de 2010. Durante la charla queda comprobado el envío de droga desde Paraguay a Brasil y la intención de expandir los negocios de la droga, según se escucha en el audio también publicado por O Estadao.

Capilo llamó desesperado a Marcola, para pedirle la suma de 350.000 dólares, unos 700.000 reales en la época, para pagarle a una persona con la que “no quería fallar” y debía entregarle esa suma para el martes 18 de mayo.

Marcola le asegura que en ese mismo momento se pondría en campaña para juntar el dinero y enviárselo, a fin de que Capilo pueda mandar una carga de 200 kilos de cocaína de alata pureza. “Como este material nunca vi”, dice Capilo en referencia a la mercancía que le enviaría a Marcola.

En todo momento Capilo insiste en que Marcola consiga el dinero; hablan de una tercera persona a la que Marcola le pediría un monto. Finalmente Capilo le indica a Marcola que encuentre a un hombre alias “Bile” que comandaba el negocio en Bahia, Brasil, para poder comentarle “la idea” y comenzar a enviarle la mercancía.

Los investigadores descubrieron que además de Sao Paulo, los estados brasileños en donde el PCC tiene más adeptos son Paraná y Mato Grosso do Sul. En Paraná de los 626 miembros 545 están tras las rejas y 20 son oriundos de Sao Paulo.

Los motivos de esta variable demográfica del PCC es que en los años 90' en un intento por desarticular a la facción, la Penintenciaría de Sao Paulo envió a Paraná a uno de los jefes y fundadores de la cúpula criminal, José Márcio Felício alias Geleião.

Lo que lograron fue la creación del Primer Comando de Paraná, que pasó a dominar todo el sistema penitenciario de este estado, que además -el otro motivo-, constituye una ruta importante para el tráfico de dragas.

En cuanto a Mato Grosso do Sul, la banda tiene allí 558 integrantes, de los cuales 469 están presos y 89 son prófugos. La cantidad de miembros en Matto Grosso Do Sul, al lado de Paraguay, radica justamente en la importancia del estado como ruta de la droga que Paraguay y Bolivia envían a Brasil, detalla otra publicación de O Estadao. Y fue con Capilo, en 2008, con quien el PCC firmó el primer acuerdo internacional.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD